Desde el 7 al 16 de abril , técnicos del Departamento de Sanidad Vegetal de Brasil realizarán una auditoría para evaluar el Programa de Exportación de manzanas, peras y membrillos, bajo un Sistema de Mitigación de Riesgo de la plaga Carpocapsa.

Desde el 2002 se viene implementando en Mendoza este programa  con el propósito de garantizar a las autoridades fitosanitarias de Brasil que la fruta importada desde Argentina, no contiene larvas de Carpocapsa que puedan comprometer al programa de lucha contra esta plaga que lleva adelante este país.

La Carpocapsa es una de las plagas endémicas más comunes e importantes de los frutales de pepita en la provincia, afecta manzanos, perales y membrilleros;  también suele atacar nogales.

A partir de entonces, las exportaciones de fruta de pepita (manzana, pera y membrillo) a Brasil deben realizarse bajo un sistema de certificación que contempla controles desde el campo hasta el despacho y trazabilidad de los productos. Este procedimiento conforma el denominado Sistema de Mitigación de Riesgo (SMR) que en Mendoza implementa el Iscamen, dependiente del Ministerio de Agroindustria y Tecnología, y es coordinado a nivel nacional por SENASA.

Brasil representa más del 80% del mercado exportador de peras y manzanas mendocinas. En la presente campaña se han inscripto en este sistema  2.291 hectáreas, de las cuales 1.797  corresponden a peras y 494 a manzanas. El 81,7% de las hectáreas inscriptas quedaron habilitadas para exportación al cumplir con requisitos sanitarios exigidos por Brasil.

El  7 de Abril los técnicos brasileños participarán de reuniones en la sede central del ISCAMEN donde se realizará la presentación de las actividades operativas regionales; mientras que los días 8, 9 y 10 visitarán fincas inscriptas y galpones de empaque en los departamentos de Lavalle, Luján, Tunuyán, San Carlos y General Alvear. Posteriormente continuarán su actividad de auditoría en las provincias patagónicas.

Durante más de diez años este Sistema se ha consolidado y ha podido generar los resultados y la confianza necesarios para mantener este mercado de gran importancia para la provincia. Cinco auditorías del Departamento de Sanidad Vegetal de Brasil desde 2003 a la fecha así lo certifican.

Al mismo tiempo se ha podido observar un cambio hacia el manejo integrado de la plaga que implica el uso de herramientas más amigables con el medio ambiente como el uso de feromonas de confusión sexual, entre otras, y no el control basado exclusivamente en la aplicación de productos agroquímicos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here