Bermejo: Es uno de los peores momentos del peronismo mendocino

El actual senador nacional Adolfo Bermejo habló de la situación del peronismo en la Provincia y sus aspiraciones para ocupar la presidencia del partido, que hoy está en manos del gobernador Francisco Pérez.

Bermejo es el que quedó mejor parado dentro del justicialismo provincial ya que en las elecciones generales a ocupar el cargo ejecutivo obtuvo cerca del 40 % de los votos y, aunque perdió la gobernación, lo hizo por 6 puntos a manos de Alfredo Cornejo. En las elecciones del 25 de octubre pasado, su partido fue derrotado en la Provincia por una diferencia superior al 11 %.

El senador peronista confesó que el resultado de las elecciones presidenciales “fue un golpe muy grande. No esperaba que Scioli ganara en primera vuelta, pero no imaginé un resultado tan ajustado”. En este sentido, llamó a trabajar dentro del peronismo y aseguró que el balotaje y el debate presidencial configuran un momento “histórico” porque es ”un mano a mano donde se ponen en valor los proyectos que cada uno tiene para el país”.

El exintendente de Maipú aseguró que el PJ debe ocuparse de que el candidato del oficialismo, Daniel Scioli, gane en segunda vuelta. “El primer desafío del peronismo es el balotaje. Tenemos que lograr que en la Provincia no nos saquen más ventaja o achicar la diferencia que nos sacaron en las generales” expresó.

LEÉR MÁS  La comuna de Santa Rosa no completa sus balances desde 2013

    Para lograrlo, Bermejo pidió a los referentes locales alejarse de la campaña de Scioli en Mendoza y dijo que lo más apropiado, es dejarlo solo. “Debemos dejarlo que camine, que exprese sus ideas. El peronismo mendocino está pasando por uno de sus peores momentos. No tenemos una figura fuerte, salvo algunos intendentes. Cualquier foto que nos saquemos con él, solo va a opacarlo”, recriminó.

El dirigente criticó la ”campaña del miedo” que denuncian desde el frente Cambiemos y aseguró que la gente está esperando propuestas. ”Con esto quitamos espacio a los candidatos para expresar lo que piensan”, argumentó. El legislador indicó que confía en Daniel Scioli porque siempre ha mantenido una línea coherente de pensamiento, aunque sentenció: “No creo que Scioli sea Cristina, o que Macri sea Menem”.

Sobre el escenario que se presentará desde el 10 de diciembre en la Provincia, donde el justicialismo será oposición después de 8 años de gestión, Bermejo aseguró: “como oposición ya hemos dado muestra de gobernabilidad, con la ley de endeudamiento que se le aprobó a Pérez, pero que también influye en la gestión de Cornejo. A los peronistas no nos gusta ser oposición pero cuando la gente decide que estemos en ese lugar, debemos hacerlo con responsabilidad”.

LEÉR MÁS  Estudiantina trágica en Alvear: Murió un profesor aplastado por un carro

 

Conducir el PJ

Bermejo aseguró que luego del balotaje se decidirá el destino de la presidencia del partido. Recalcó que los tiempos no son determinantes. ”Primero hay que resolver las autoridades de las cámaras legislativas”, dijo.

En este sentido, no dudó en expresar sus intenciones de gobernar el peronismo. Ese, y gestionar Mendoza, son los máximos objetivos de su vida. “He tenido la oportunidad de ser tres veces intendente de Maipú, senador nacional, presidente del partido en el Departamento. Yo siempre tendré aspiraciones a conducir el peronismo y a gobernar esta Provincia. Son los grandes sueños que siempre he tenido. Gobernar la Provincia ha sido el sueño trunco que tuve este año”, concluyó.

Fuente: Unidiversidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here