Una empresa mendocina dedicada a la belleza femenina llamada ‘Ana Molina Cremas’ vende cremas y aceites hechos a base de cannabis a través de Facebook.

Los productos, de acuerdo a lo que señala la etiqueta en el reverso, son fabricados en San Rafael y aparentemente cuentan con autorización de la Confederación Farmacéutica Argentina.

Así, un pote crema de 75 gramos cuesta $200 mientras que el aceite vale $400.

Lo cierto es que estos artículos cuestan mucho más barato en otras provincias pero, a raíz de la controversia que generó el producto en Mendoza, la gente no tiene información y termina pagando de más pensando que está haciendo algo “ilegal”.

LEÉR MÁS  Lo atropellaron y murió

De todas maneras, es cierto que los productos elaborados a partir de la planta del cáñamo fueron autorizados en la Argentina por la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica e inclusive en San Juan, Córdoba y Salta ya se fabrica industrialmente.

“Los cannabinoides tienen muchas propiedades medicinales, y esto permite que algunas dolencias y patologías puedan ser tratadas con cannabis, tales como cáncer, epilepsia, glaucoma, esclerosis múltiple, fibromialgia, dolor crónico, etcétera”, comentó a nuestro medio la doctora Ana María García Nicora, quien preside la Liga Argentina de Lucha contra el Cáncer.

LEÉR MÁS  Trabajadores de La Colina reclaman por sus sueldos

Anverso de etiqueta del producto local

Uso medicinal del cannabis

Según, la ONG CAMEDA (Cannabis Medicinal Argentina), integrada por médicos especializados, “la planta de cannabis se utilizó por miles de años en distintas culturas alrededor del mundo para distintos fines, entre ellos, la medicina. La planta posee distintos principios activos, denominados cannabinoides, que en un número de más de 60, tienen distintas funciones, algunas descubiertas, y en su mayoría sin tener en claro aún cual es propósito. Estos cannabinoides, por estar dentro de la planta se denominan fitocannabinoides”

LEÉR MÁS  Desbaratan kiosco de drogas en Godoy Cruz

“El cuerpo humano posee, en la superficie de muchos tipos de células de nuestro organismo, sitios específicos donde se acoplan estos  principios activos de la planta, los fitocannabinoides. Los más comunes, y de cuales se tiene mayor información son el THC, el CBD, CBG, CBN y algunos más. Los receptores de estos cannabinoides son denominados CB1 y CB2, encontrándose distribuidos por todo el cuerpo. El cuerpo humano también produce moléculas similares a las de la planta de cannabis, llamadas endocannabinoides (endo=adentro)”

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here