Ante un auditorio repleto de empresarios que participaron de la 20ª Conferencia Industrial de la UIA que se desarrolla en Pilar y en el marco de un panel titulado ”Alternativas, dilemas y desafíos para la Argentina Productiva”, el titular del Frente Renovador y precandidato presidencial, Sergio Massa, insistió ayer en que si llega a la Presidencia en 2015 impulsará la derogación de la Ley de Abastecimiento por considerarla ”uno de los abusos más importantes en nombre de la legitimidad” y prometió ”una lluvia de dólares” para 2016 y cosechó aplausos entre los industriales.

Massa, quien ayer cerró el ciclo de charlas de la jornada, llegó al Sheraton de Pilar acompañado por varios de los integrantes de su equipo económico, como Miguel Peirano, Martín Redrado, Aldo Pignanelli y Marco Lavagna. Amparado en la lógica del ”consenso” con la que insisten varios dirigentes de la oposición, Massa prometió impulsar la construcción de ”un gran acuerdo” mediante la conformación de un consejo económico social con participación tripartita del gobierno, los empresarios y los gremios. ”No queremos que sea una mesa de monólogos. Buscamos metas claras y mensurables, para que cada parte ponga su responsabilidad y esfuerzo”, definió aunque no explicó cómo haría un gobierno para articular intereses tan disímiles en esa mesa tripartita.

LEÉR MÁS  Otra despenalización: Hablan de consumo de droga "privado"

Durante su presentación, que duró unos 45 minutos, Massa vaticinó que ”la Argentina puede tener una lluvia de dólares en 2016” y prometió que eso le permitirá ”levantar el cepo (cambiario) en 100 días”. ”Lo harán los mismos que levantaron el corralito y el corralón tras la caída de la convertibilidad”, explicó, aunque evitó dar detalles de cómo se implementaría ni de dónde vendrá ”la lluvia de dólares” en 2016.

El diputado también planteó que impulsará ”un tipo de cambio real”. ”Necesitamos un mercado único libre de cambios, un Banco Central con autonomía y una Carta Orgánica como todos conocemos y valoramos”, sostuvo y fustigó lo que llamó ”un tipo de cambio fijo y caprichoso”. ”Eso terminó en un dólar oficial, otro tarjeta, un blue y uno de contado con liquidación que generó una moneda con más de un precio”, aseguró.

Tras definirse como ”un práctico”, Massa afirmó que ”el mayor problema de la Argentina en términos de déficit tiene que ver con la situación energética”, por lo que entendió que el próximo presidente debe ser también ministro de Energía.

Ante una pregunta del público sobre el futuro de los subsidios vigentes, el precandidato priorizó discutir la creación de una ”cuenta ciudadana” que permita contar con ”una herramienta de gestión para saber a qué ciudadano le estamos dando y sacando”. ”Antes de hablar qué vamos a modificar, tenemos que hablar de a quién beneficiamos, cuál es nuestro público, cuáles nuestros costos, y de esa manera podremos dirigir los subsidios a quienes realmente lo necesitan”, dijo.

LEÉR MÁS  El Gobierno le quitó un área a YPF adjudicado al grupo Vila-Manzano

Al abordar el tema de la disputa con los fondos buitre, Massa respondió de manera genérica y afirmó que el próximo gobierno debe avanzar ”hacia un camino para una solución global”. ”Argentina necesita volver al mercado de capitales, no para financiar gasto público, sino para la recuperación de toda la infraestructura necesaria para un proceso de crecimiento”, advirtió.

Finalmente, ante otra consulta sobre una eventual continuidad del presidente de YPF, Miguel Galuccio, prefirió evitar hablar de nombres. Sin embargo, defendió la gestión de la empresa: ”Una petrolera con participación estatal ha sido un logro de la Argentina, para recuperar una nave insignia para cumplir con el autoabastecimiento”. «

Cristina cerrará la conferencia 

El segundo día de la Conferencia Industrial tiene previsto en su agenda una nutrida participación de políticos de los distintos espacios que pelearán fuerte en las elecciones del año próximo, aunque el plato fuerte será el cierre, con la presidenta Cristina Fernández, a partir de las 18.
El primer turno será para el radicalismo. Pasadas las 10 de la mañana, Julio Cobos y Ernesto Sanz serán los encargados de abrir el debate sobre la ”agenda para el desarrollo industrial argentino”. Los precandidatos presidenciales del Frente Amplio Unen de origen radical no serán los únicos opositores en exponer. Pasado el mediodía le tocará a Mauricio Macri. Según el cronograma previsto, además de hablar sobre ”los desafíos de una Argentina productiva”, el jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires responderá preguntas del público.
El kirchnerismo tendrá su mesa reforzada. Como ayer no pudo estar debido a un viaje a Brasil, el gobernador bonaerense Daniel Scioli compartiría el espacio con otros precandidatos presidenciales del Frente para la Victoria: Julián Domínguez, Florencio Randazzo, Agustín Rossi y Sergio Urribarri.
En el acto de cierre, además del titular de la Unión Industrial Argentina, Héctor Méndez, hablará la presidenta Cristina Fernández.

LEÉR MÁS  El PJ mendocino sufre una nueva fractura

”Ilusiones”

El ministro de Interior y Transporte, Florencio Randazzo, cuestionó a Sergio Massa, a quien acusó de ”poco serio” por decir que en caso de ser presidente eliminaría el Impuesto a las Ganancias. ”Es un vendedor de ilusiones”, dijo el funcionario.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here