Eduardo Sosa se desempeñaba como jefe de Gabinete de la Secretaría de Ambiente y Ordenamiento Territorial.

Por medio de la red social Facebook, Eduardo Sosa, quien se desempeñaba como jefe de Gabinete de la Secretaría de Ambiente y Ordenamiento Territorial, anunció su renuncia.

El ex funcionario, según explicó, se mantendrá en sus funciones hasta hasta el 31 de diciembre con la finalidad de poner al día inventarios, el despacho de expedientes y la rendición de cuentas de mis actividades, entre otras cosas, mientras se tramita el expediente de renuncia y se elabora el decreto correspondiente.

Motivos de renuncia

Esto manifestó el funcionario en la red social:

Motiva mi decisión que, luego de más de un año de batallar por mayor transparencia en la gestión institucional, ya no tengo espacio para aportar mis conocimientos y experiencias en la gestión ambiental pública provincial. Poco a poco me fui quedando sin las herramientas esenciales para trabajar, como la movilidad, el acceso a los expedientes y su tramitación correspondiente, y hasta quedé fuera del circuito administrativo, lo cual implica quedar fuera del proceso de toma de decisiones. No tenía otra opción que renunciar a mi cargo, pues como soy una persona honesta, quedarme implicaba ganar un salario por no trabajar, y quienes me conocen saben que mi ética me lo impide.

LEÉR MÁS  Doloroso aumento del número de casos de violencia doméstica en Mendoza

Aunque tengo mis sospechas, desconozco las razones por las cuales me apartaron lentamente de mis funciones, y no tuve la oportunidad de conversarlo con mi superior inmediato. Aun así, debo decir que la administración pública es un lugar fascinante, en la Secretaría de Ambiente hay muy buena gente que lamentablemente no está pasando por su mejor momento. Ninguna transformación del Estado será posible sin considerar a los empleados como aliados.

Es necesario un liderazgo fuerte, pero democrático, que motive e inspire a la formación de equipos y al establecimiento de metas compartidas, que eleve a la categoría de privilegio el hecho de trabajar en el Estado para el beneficio de los ciudadanos. El acoso laboral va en sentido contrario. También es necesario que los funcionarios de alto rango no solamente posean conocimientos específicos de la materia sobre la cual tomarán decisiones, sino que deben poseer una serie de otros conocimientos, habilidades y convicciones que vayan en el sentido de liderar el cambio que se propone, donde el norte ético sea el beneficio de los ciudadanos y el cuidado del ambiente, y ninguna otra cosa por delante, llámense intereses corporativos, beneficios personales o simplemente la posesión del poder.

LEÉR MÁS  Ofrecen sueldos de $77 mil por falta de médicos

En cuanto a mi desempeño personal dentro de la administración pública, a pesar de los obstáculos estoy satisfecho, y quienes quieran conocer qué hice en todo este tiempo pueden acceder a mi informe de rendición de cuentas (en mi blog ecososa.wordpress.com), práctica que considero que debería ser común en toda la administración pública para todos los funcionarios.

Otras razones fuera del ámbito profesional me llevan a tomar esta decisión. La forma en que esta administración ambiental ignora al sector social y a todo aquel que hace notar su punto de vista disidente es incompatible con mi manera de hacer las cosas. No hay crecimiento si no hay autocrítica y debate reflexivo. Tampoco condice con mi “deber ser” el incumplimiento de los procedimientos administrativos más básicos, ni la idea de una repartición supeditada a las necesidades de otros órganos del Poder Ejecutivo. Estas y otras razones que me guardo fueron más que suficientes para renunciar.

Aun así, agradezco profundamente al señor Gobernador el haberme propuesto para el cargo, fue un espaldarazo a mi trayectoria, experiencia y conocimientos sobre la temática ambiental, pero lamentablemente debo reconocer que no pude cumplir cabalmente con sus designios de vigilar la correcta administración, controlando el imprescindible cumplimiento legal, debido a obstáculos internos.

LEÉR MÁS  Los mendocinos pagan un 65% más cara la garrafa que lo sugerido desde Nación

Finalmente, debo agradecer a los funcionarios del Poder Ejecutivo, legisladores y otros que me brindaron su apoyo al ventilarse mi situación personal, y a las cientos de personas que me apoyaron al asumir, estoy muy agradecido por su voto de confianza. A ellos debo decirles que hice todo lo que pude por defender el ambiente y promover el ejercicio de los derechos ciudadanos, dentro de las limitaciones impuestas por el sistema. La realidad me está indicando de qué lado debo estar para seguir defendiéndolo. No siento haber fracasado, más bien fue un aprendizaje intenso que me permite conocer las debilidades del Estado y de lo que sus hombres y mujeres hacen para mantenerlo a flote.

No hay que perder la fe en la política como herramienta de transformación, y fundamentalmente no hay que perder la fe en nosotros mismos como ciudadanos capaces de modificar la realidad política para volcarla al beneficio de toda la sociedad. No hay otra mejor manera que conozca de mejorar la calidad de la política.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here