”No les estamos pidiendo que se bajen el sueldo. El Estado les mantiene el sueldo y su poder adquisitivo. Pero querer sumarle más peso a la aerolínea no es sustentable”, advirtió Recalde en una entrevista concedida al diario ”Ambito Financiero”.

El titular de la compañía de bandera afirmó que los gremios ”tienen que recapacitar para que podamos volver a algo normal”, luego de que la empresa lograra pasar ”de un déficit enorme a uno razonable”.

”El Estado puede tolerar aportar el 0,37% para que Argentina tenga transporte aéreo”, ya que la empresa ”tenía un proceso de desinversión muy grande en salarios, flota, capacitación e infraestructura”, dijo Recalde.

Recordó luego que compañías como TAM y Gol ”hicieron tremendos ajustes de personal con despidos y reducciones salariales. LAN también, aunque se diga menos. Incluso muchas aerolíneas directamente cerraron. Nosotros, como empresa estatal, no usamos esa variable para ajustar los números”.

”Tenemos una de las más altas incidencias de costo laboral de todo el mundo. La media es del 20% y Aerolíneas Argentinas tiene el 35%”, puntualizó Recalde.

Agregó que ”tenemos muchos más empleados de los que tiene el resto de las líneas aéreas. Es una de las causas que explica que no lleguemos al equilibrio. Tenemos un costo laboral mucho más alto y no lo podemos usar como variable de ajuste”.

”Otras empresas con la estructura de Aerolíneas ya hubieran despedido a mucha gente. Pero tenemos una dificultad adicional. Al crecer en la operación, necesitamos sumar personal en determinadas áreas, pero al mismo tiempo nos sobra en otras”, señaló.

Según precisó Recalde, creció el 10% la planta de personal y 88% la operación, ”así que mejoró mucho la productividad”.

”Tenemos épocas en las que los trabajadores se alinean y trabajan a la par, y momentos en los que no entienden que todo el esfuerzo que hace el Estado para mantener sus puestos de trabajo requiere que nos acompañen y no pidan cosas descabelladas”, agregó.

En cuanto a la negociación salarial, indicó que los dirigentes sindicales ”piden el 45% de suba, cuando el resto de los estatales tuvieron aumentos mucho menores. Les pedimos negociar un aumento similar al del resto de los trabajadores, que ganan menos plata y trabajan en condiciones menos privilegiadas que ellos”.

Recalde agregó que hay ”dureza” en las tratativas con los seis gremios del sector, cuando ”con los privados se portaban mejor que con nosotros”.

”La otra variable que no usamos es la red, el reemplazo de destinos hacia las rutas más exitosas”, aclaró.

”Nosotros -explicó Recalde- no podemos hacer eso. No podemos dejar de volar a La Rioja o Catamarca para vender más pasajes a Iguazú, que es más caro. Incrementamos cada vez más los vuelos”.

El titular de AA resaltó que ”no hay provincia que no haya incrementado enormemente la conectividad. Algunas no tenían vuelos y hoy tienen dos por día, por ejemplo. Tenemos veinte rutas interprovinciales y tres corredores federales más el corredor petrolero, a los cuales se agregarán más en el futuro próximo”.
Telam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here