Presentan los proyectos para la ”democratización” de la justicia

La presidenta Cristina Fernández anunciará hoy a las 18, en la Casa Rosada, el plan que el Poder Ejecutivo elaboró para reformar el sistema de administración de justicia. Los puntos esenciales de la batería de proyectos que serán enviados al Congreso girarán en torno a la elección directa por voto popular de algunos estamentos del Consejo de la Magistratura, la creación de tres nuevas Cámaras de Casación, la limitación temporal de las medidas cautelares, los concursos para el acceso a la carrera judicial y la creación de un portal jurídico que apuntará a dotar de transparencia el trámite de los expedientes.

También surgirá del anuncio cuánta incidencia tendrán las iniciativas en el rol de superintendencia que hoy posee la Corte Suprema, tanto en capacidad de decisión y control sobre tribunales inferiores, como en el manejo de los fondos del Poder Judicial. Según pudo saber Tiempo Argentino, el paquete de medidas apuntará además a corregir la distorsión legal que existe a partir de la reforma constitucional de 1994. En aquella época, la UCR había logrado introducir la cláusula para quitarle el manejo presupuestario a la corte menemista. En la práctica, hay una tensión porque esos fondos que debiera manejar el Consejo están bajo el control del Máximo Tribunal.

Fuentes oficiales especulan con que si la reforma incluye modificaciones al Consejo de la Magistratura, la Cámara de origen deberá ser la de Senadores. Esto se apoya en que cualquier cambio en este órgano tiene raigambre constitucional y, además, por una cuestión de estrategia parlamentaria: para su aprobación se necesita una mayoría absoluta, que implica el número de votos positivos equivalente o superior al quórum, que es de 37 senadores. En las últimas votaciones de leyes clave, el kichnerismo y sus aliados lograron alcanzar al menos 39 voluntades en la Cámara Alta.

Si se mantiene la actual integración del Consejo en su número y distribución, de los 13 miembros, tres representantes de los jueces, dos de los abogados y un académico quedarían sometidos a la elección popular. Pero profesionales de otras especialidades podrían también ser incluidos, con lo que su composición podría variar con una mayor representación ciudadana. Quedará por develar cuándo el nuevo sistema de elección se llevará a la práctica.

En cuanto al pago del Impuesto a las Ganancias, no habrá un proyecto de ley concreto ya que la presidenta sostuvo que es una responsabilidad de la Corte corregir ese beneficio. Se espera que en el discurso de Cristina haya algún tipo de exhortación pública para que la Corte no demore en buscar la forma de implementar el pago del tributo lo antes posible.

La jefa de Estado ya había anticipado la intención del gobierno de crear tres Cámaras de Casación para los fueros Civil y Comercial, Contencioso Administrativo, y Laboral, lo que permitirá una tercera instancia previa a la Corte. En tanto, otra propuesta en danza es la que limite las medidas cautelares en su duración. La letra chica terminará de definir su aplicación y si solo impactará en cuestiones patrimoniales cuando el demandado sea el Estado Nacional. Por un lado, el acortamiento de los concursos para cubrir vacantes –que hoy duran varios años–, y por otro, un sistema de acceso a la carrera judicial como el que vienen implementando los Ministerios Públicos serán otras modificaciones de peso.

El lanzamiento de un portal jurídico para que se difundan las causas que ingresan, en forma pública y con transparencia, será otro anuncio. No competirá con el portal de noticias del Centro de Información Judicial (CIJ), bajo la órbita de la Corte, sino que será un sistema informatizado de consulta donde se ingresarán todos los detalles del trámite y duración de los expedientes, similar al de la justicia porteña.

A pesar de la ausencia de dirigentes opositores en el acto (ver aparte), desde la Asociación de Magistrados, confirmaron la presencia de su titular, Luis María Cabral, junto a un nutrido grupo de jueces que integran esa organización, que busca dar una señal conciliatoria. «

La oposición no asistirá al anuncio

Luego de la invitación hecha por la presidenta Cristina Fernández para asistir al acto en que se anunciará el proyecto de reforma de la Justicia, los principales referentes de la oposición en el Congreso salieron a rechazar la convocatoria.

Desde la UCR, Ricardo Gil Lavedra, el presidente del bloque de diputados nacionales dijo que el radicalismo no concurrirá al acto.

”Agradecemos la invitación cursada por la presidenta de la Nación, pero consideramos que nuestra presencia en el acto es absolutamente innecesaria”, sostuvo Gil Lavedra. También agregó que ”la presidenta ya adelantó en su mensaje del 1ro de marzo los lineamientos de las medidas que el Ejecutivo piensa impulsar, de las cuales la relativa al Consejo de la Magistratura es particularmente preocupante”.

El FAP rechazó la invitación a través de la diputada Victoria Donda. ”Entendemos que democratizar la justicia no es sólo anunciar la designación de los magistrados por voto popular”, afirmó Donda. Por su parte, el Frente Peronista emitió un comunicado afirmando que su ”rol como oposición no es presenciar y acompañar anuncios sobre proyectos de ley que luego se cierran a cualquier posibilidad de modificación, sino contribuir a un verdadero debate democrático que hoy está vedado”.

El diputado macrista Pablo Tonelli adelantó que el PRO tampoco estará presente en la presentación de hoy. Fiel a su estilo, Elisa Carrió eligió enviar una carta a la presidenta atribuyéndole directamente la intención de buscar ”la destrucción de la poca justicia independiente que queda en el país”. En cuanto a Fernando ”Pino” Solanas, dijo que no va ”porque no soy aplaudidor”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here