La querella en la causa por la voladura de la fábrica militar de Río Tercero pidió que el ex presidente Carlos Menem sea procesado porque ”tuvo directa intervención en los ilícitos cuyo ocultamiento fue el motivo deliberado de la explosión” ocurrida en 1995 y que dejó un saldo de a 7 muertos y más de 300 heridos.

”Partimos de la plataforma fáctica que la explosión deliberada de la Fábrica Militar Río Tercero (FMRT) tuvo como finalidad el ocultamiento deliberado de las ventas con destino ilegal de material bélico”, sostuvo el abogado Horacio Viqueira que patrocinaba a Ana Gritti, ya fallecida, único querellante, ante el juzgado federal de Río Cuarto.

LEÉR MÁS  "Estamos viendo nacer la cuarta revolución industrial"

Menem fue beneficiado con una falta de mérito y la querella se presentó luego de que la Sala I de la
Cámara Federal de Casación Penal condenara semanas atrás al ex presidente por el contrabando ilegal de armas a Croacia y Ecuador.

En la causa están procesados y camino a juicio el ex titular de Coordinación Empresaria de la Dirección General de Fabricaciones Militares (DGFM), Edberto González de la Vega; el ex director de producción (DGFM), Carlos Jorge Franke; el ex director de FMRT, Jorge Antonio Cornejo Torino; y el ex jefe de la División Producción Mecánica (FMRT), Marcelo Diego Gatto.

LEÉR MÁS  El Gobierno aumentó el gasto en $ 202.000 millones por decreto

Para Viqueira, la falsedad de los destinos de los envíos de material bélico, que en un primer momento se indicó Panamá y Venezuela, ”tuvieron como única finalidad ocultar la actividad de venta de armas, proveniente de las diferentes Fábricas Militares (entre ellas la FMRT) y dependencias del Ejército Argentino”.

El letrado advirtió que ”la clara y contundente acusación radica en que la explosión premeditada de barriles de trotyl ocurrida en la planta de Carga de la FMRT, la cual generó la posterior explosión de otras dependencias de dicha fábrica, fue realizada con el único propósito de ocultar un faltante de armas y municiones de la fábrica, las cuales, como ha quedado probado, fueron vendidas a Croacia y Ecuador con la central participación de quien fuera en ese entonces Presidente de la Nación”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here