En una entrevista con el diario Página 12, Puerta deslindó su responsabilidad en la causa que investiga el fiscal general de Misiones, Rubén González Glaria, apuntando contra Sergio Poliszczuk, un contratista que el propio Puerta reconoció como colaborador suyo desde ”hace 30 años”.

La investigación judicial, que comenzó tras una inspección del Registro Nacional de Trabajadores y Empleadores Agrarios (Renatea), sostiene que en los campos de Yerbatera Misiones, empresa propiedad de la familia Puerta, se encontraron trabajadores en situación de explotación laboral, que había sido llevados al lugar engañados, en lo que confirguraría el delito de trata de personas.

Según el testimonio del ex senador, no es cierto que los trabajadores hallados en los campos de Yerbatera Misiones viviendo en condiciones muy precarias dentro de carpas improvisadas, tuvieran que dormir ahí: ”Entran a la mañana y salen a la tarde”, indicó, y adujo que si dormían en el lugar ”lo hacían con el desconocimiento de Yerbatera Misiones”.

Puerta dijo que los tareferos ”tienen que vivir afuera del yerbal” y que ”pueden vivir en condiciones espantosas fuera de mi yerbal. Pero eso es (responsabilidad de) Poliszczuk”, en referencia a uno de los contratistas con quienes terceriza su negocio.

Además, consultado sobre las denuncias del agua que consumían los peones rurales en el lugar -quienes dijeron estar obligados a ”tomar agua verde”-, manifestó que ”tenían bidones con agua potable”.

Por último, para el ex mandatario provincial los tareferos que trabajan en sus campos no lo hacen por necesidad, dado que ”tienen planes a rolete” y cuentan con las mejores condiciones laborales.
Telam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here