El nombramiento fue concretado anoche durante una ceremonia en el Congreso Nacional a partir de un decreto presentado por el legislador liberal, Manuel Iván Fiallos, informó hoy la edición on line del diario hondureño El Heraldo y la agencia de noticias Prensa Latina.

El ”tuvo que asumir la presidencia de la República en cumplimiento de la Constitución y nuestras leyes”, dijo en alusión al golpe el jefe del Congreso, que además otorgó a Micheletti una condecoración, la Gran Cruz Extraordinaria.

Al comienzo de la ceremonia, varios legisladores del Partido Liberal y los cinco de Unificación Democrática (UD) abandonaron el recinto en protesta por los privilegios otorgados al dictador.

”En la legislación hondureña no existe esa figura. Los diputados se eligen por voto directo y secreto del pueblo”, resaltó el parlamentario de UD Marvin Ponce.

LEÉR MÁS  De Vido llamó a la “movilización del peronismo”

La idea de que Micheletti sea legislador vitalicio luego de que deje el poder fue planteada por primera vez el 29 de septiembre por el influyente empresario Adolfo Facussé, acusado por Zelaya de ser uno de los promotores del golpe que lo derrocó.

Abogados y militantes de derechos humanos denunciaron que el nombramiento de Micheletti como diputado vitalicio es anticonstitucional, ya que el cargo no está contemplado en la Carta Magna.

”Este acto es característico de un régimen de corte fascista donde se hacen leyes con la intención de protegerse de hechos nefastos”, sostuvo el presidente de la Comisión de Derechos Humanos, el abogado Andrés Pavón.

LEÉR MÁS  Cornejo defendió las reformas y apuntó a quienes se oponen: “Toman posiciones políticas sin estar informados”

No obstante, afirmó que esa decisión no impedirá que el jefe del régimen de facto sea juzgado por el Tribunal Penal Internacional por los delitos de lesa humanidad cometidos desde el golpe de Estado del 28 de junio.

En tanto, la presidenta de la Confederación de Desaparecidos, Berta Oliva, opinó que ”el Congreso se extralimitó al abusar de sus potestades condecorando a un dictador. No sólo se condecora al rostro de la dictadura, sino que se le protege de por vida”.

El periódico reseñó que un antecedente similar es el del fallecido dictador chileno Augusto Pinochet, quien se autodesignó ”senador vitalicio” en la Consitución que él mismo dictó en 1980 para conseguir inmunidad de por vida.

LEÉR MÁS  Tenso cruce entre Macri y los familiares de la tripulación del submarino

Sin embargo, meses después de asumir su banca en 1998, Pinochet fue arrestado en Londres, donde había ido para operarse, acusado de violaciones a los derechos humanos en una causa a cargo del juez español Baltasar Garzón, aunque luego fue liberado por la Justicia británica por cuestiones de salud.

Más tarde fue arrestado en Chile por delitos de lesa humanidad, enriquecimiento ilícito y evasión de impuestos, causa en la que fue sobreseído también por razones de salud.

Telam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here