Lo que sucede es que las elecciones legislativas volvieron a mostrarle al jefe de Clarín que, cuando las elecciones se subdividen en las distintas provincias la gente reacciona de la misma manera, igual que en 2009.

La voluntad popular vuelve su mirada hacia los distintos líderes provinciales: Massa (Buenos Aires), en 2009 fue Denarvaez, Macri en Capital, Binner en Santa Fe, Cobos en Mendoza, etc. Sin embargo el estudio muestra una proyección hacia 2015, donde la polarización con cualquiera de estos candidatos vuelve a beneficiar al ”Kirchnerismo”, y lo más preocupante es que rechaza cualquier tipo de Alianza que muestre un rejunte opositor muy amplio.

El estudio marca que puede aceptar una alianza entre la UCR, el panradicalismo (sectores históricamente radicales que fueron emigrando en las últimas décadas por el mal performance de la fuerza centenaria) y el socialismo.

LEÉR MÁS  Mauricio Macri arribó a Moscú para reunirse con Putín

Por otra parte acepta un frente entre los sectores peronistas de derecha que lideran Massa, Moyano, Barrionuevo, Duhalde, Delasota. Rodriguez Saa y los sectores ultra menemistas que se quedaron fuera de la estructura del PJ que lidera el kirchnerismo ( Yoma, Cavallo, Romero, etc)

También marca una tercera opción, la derecha neoliberal no pejotista liderada por Macri que engloba a todas las fuerzas provinciales no encolumnadas con el PJ ni con la UCR, en este sector se suma el Partido Demócrata de Mendoza.

Por último esta una fuerza no muy multitudinaria, pero que en las últimas legislativas sacó una importante cantidad de votos: la izquierda.

Toda esta realidad le vuelve a marcar un panorama oscuro a Magnetto y sus sectores asociados de poder económico, ninguna de estas fuerzas llega al 30% lo que no le permite acceder a una segunda vuelta con el kirchenrismo que en todos los sondeos muestra superar el 40%, lo que marcaría 4 años más de gobierno oficial que sería lapidario para el gran grupo económico en su intención de recuperar el poder político en el país.

LEÉR MÁS  AFIP: por facturas truchas los gremios de Moyano, Barrionuevo y Acuña están en la mira

De esto se desprenden dos estrategias: La primera es continuar limando al gobierno en todo lo que se pueda y en la agenda marca: perseguir hasta ”bajo de la cama” a todos los funcionarios para denunciar hasta lo que coman, organizar y promover todo tipo de manifestación, saqueo u movimiento que desprestigie al gobierno, darle publicidad a todas las actividades de las fuerzas opositoras, presionar a los líderes opositores para que se unan en menos fuerzas para forzar una posible segunda vuelta, negociar con distintos medios de comunicación de las provincias para que se sumen al movimiento destituyente, etc, etc, etc.

LEÉR MÁS  Mauricio Macri arribó a Moscú para reunirse con Putín

La segunda opción, más cuidadosa y estudiada y que ha sido guardada bajo 7 llaves hasta ahora, es la posibilidad de ”Lanata 2015”. El mediático periodista tiene algo que los demás líderes políticos no tienen y es la posibilidad de sumar a la gente opositora al gobierno de izquierda y de derecha: Un capital invaluable para Magnetto.

La contra que tiene esta alternativa es la negativa del ”Gordo” ya que no tiene vocación para liderar una fuerza opositora y, sobre todo habría manifestado que en la posible presidencia cobraría mucho menos que como periodista Top de Clarín. En estos próximos meses se profundizaría este plan B con encuestas y reuniones para ver que cantidad de adeptos tendría esta alternativa.

Fabian G. Tigur

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here