El segundo puesto logrado en las elecciones de Santa Fe, que lo dejaron a muy pocos votos de ser designado gobernador provincial, catapultaron a Miguel del Sel al estrellato del macrismo, a tal punto, que para Mauricio Macri el ex Midachi debe ser una de las cabezas de la campaña para las elecciones legislativas del año que viene.

Para eso, y consciente de que una campaña nacional supone mayores exigencias, Del Sel decidió tomar clases en Buenos Aires para reforzar sus conocimientos en materia política y económica, y así tener más elementos a la hora de la discusión pública con otros sectores políticos.

LEÉR MÁS  Renunció un funcionario del ejecutivo por "falta de trasparencia"

La idea es clara: construir un discurso político homogéneo, que no presente fisuras, para lograr convencer a propios y extraños durante la campaña electoral. Eso, sumado al feeling natural que el humorista tiene con la gente, puede redundar en un combo muy atractivo para el armado político que piensan en el PRO para los últimos años.

LEÉR MÁS  Según la UCA, 13,5 millones de argentinos son pobres

Para eso, Del Sel toma clases dos veces por semana en distintas áreas: historia constitucional del país, economía del sector público y medio ambiente. Esto se suma a las continuas recorridas que Del Sel realiza en su provincia desde comienzos de este año, acompañado por referentes nacionales del PRO.

”Es una vocación por aprender que surgió de él y que apoyamos con gusto”, afirma Emilio Monzó, encargado del armado nacional del PRO, que tiene como objetivo final la candidatura presidencial de Mauricio Macri en 2015.

LEÉR MÁS  El gobierno provincial "destrozó" al justicialismo por el manejo que hizo en Salud

Lejos de las tablas, Del Sel se ha transformado en una figura estelar en el difícil mapa que Macri imagina para el PRO, buscando ese armado que le permita transitar con chances concretas el camino hacia el 2015.

Infobae

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here