Mauricio Macri tuvo una entrevista con La Nación y habló de muchos de los temas que generan mucha polémica hoy en día: Santiago Maldonado, su relación con sus hijos mayores, y sobre la política y economía actual de nuestro país. También se le preguntó sobre su tensa relación con su padre.

El periodista Pablo Sirvén le pregunto sobre si se pensaba presentar como candidato a presidente en 2019. Macri recordó cuando el año pasado en Plaza de Mayo la gente levantaba helicópteros hechos con cartón, haciendo alusión a De la Rúa. lo que siempre me preocupa es no faltar a mi compromiso, que es velar por ayudar a la mayor cantidad de argentinos”, y destacó que los comentarios que se dicen en la Plaza a diario no es “algo que me mueva”.

El presidente dejó en claro su postura por la reelección o al menos con la continuidad de un gobierno afín al de Mauricio Macri. “El cambio en un país no lleva ni cuatro ni ocho años, tal vez ver todo lo que todos soñamos va a llevar 20 años, pero lo importante es que cada día estemos un poco mejor porque eso es una energía positiva. Muchas veces es más importante el durante que el llegar. Muchas veces yo he dicho que mi compromiso es hasta que la gente me lo demande. Pero igualmente me parece que faltan años para hablar de lo que sería una reelección”.

También habló acerca del empleo y en relación a esto, a la inversión privada. “Como estamos creciendo se está empezando a crear empleo privado de calidad todos los meses y tenemos que empezar a traspasar a gente que está en el empleo público y que no cumple tarea al sector privado”, y dijo que el gobierno debe ser un orientador y no un creador de riqueza, haciendo referencia a que el país crecerá según la actuación del sector privado.

En cuanto a su relación con la vice presidenta, Gabriela Michetti, tildó su relación como de “hermanos”. “Me siento como un hermano mayor, porque ella me ha dado ese lugar”.

Acerca de los Panamá Papers, caso denunciado por los kirchneristas Martín Sabbatella y Gabriela Cerruti, por “fraude en perjuicio de la administración pública” y presentas “negociaciones incompatibles con el ejercicio de funciones públicas”, explicó que lo enfrenta con tranquilidad. “Cuando salió lo de los Panamá Papers yo le dije a todo el mundo: ‘Tranquilos que yo no tengo nada, no fui ni accionista ni recibí dividendos ni cobré de estas sociedades’. Son sociedades que se arman y desarman y te pueden poner como director y ni te enterás. ¡Y fue hace 20 años!”.

En 1991, Macri fue secuestrado por 41 días. Esta fue una experiencia que lo marcó de por vida. “Un secuestro deja muchas marcas. La fragilidad, lo efímero que puede ser todo. En un segundo podés no estar más. Comenzás a valorar el momento, los afectos, darle el lugar correcto a las cosas importantes de la vida. Porque te pasan esas cosas y no valen nada los títulos, lo que tengas material, lo que vale es lo que tenés en el corazón, en el alma”.

Con respecto a este tema, dijo que creyó que iba a enloquecer y que al regresar a casa pasó meses durmiendo solo una hora por día por la experiencia traumática.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here