”Está furioso, él venía a declarar”, dijo una persona del entorno de Lázaro Báez a Clarín después de su detención y su primera noche en una comisaría, detenido. Hoy declara ante el juez Sebastián Casanello y el empresario K ya transmitió a varios el mismo mensaje, con una frase inquitante: ”Es tiempo de contar mi verdad” y el mensaje, nuevamente parece ir directo a la ex familia presidencial.

El empresario más polémico y con diversos vínculos comerciales con los Kirchner quedó detenido anoche en el marco de la investigación de la ruta del Dinero K y hoy declara ante el juez Casanello. La expectativa y tensión por sus palabras no es menor. Su enojo y malestar con quienes fueron sus socios y principales benefactores, parece ser el punto de inflexión. Desde su entorno reiteraron que Báez va a ”priorizar a Martín (su hijo), y va a hacer todo por salvarlo”, señalaron a Clarín.

LEÉR MÁS  Macri dijo que Cristina “tiene que rendir cuentas frente a la Justicia”

La semana pasada Norma Calismonte, esposa de Báez, fue la portavoz del malestar familiar. ”Si cae Martín se pudre todo y caen todos”, repitió en varios círculos de amigos en Río Gallegos y con la clara intención que el mensaje se difunda.

”Están enojados porque expusieron a Martín”, contó a Clarín un allegado de la familia. La preocupación e impacto se profundizó anoche con la imagen de Lázaro esposado y con chaleco anti balas saliendo del Aeropuerto de San Fernando.

LEÉR MÁS  Macri pidió "comercio justo" para que productores "puedan seguir creciendo"

Desde que se difundió el video de la financiera SGI donde se lo muestra a Martín contando millones de dólares, la familia Báez estuvo recluida en la chacra que tienen a pocos kilómetros del centro de Río Gallegos. Con poca exposición pública, buscaron mostrarse tranquilos ante las repercusiones mediáticas. Incluso a su hijo, que hoy declarará también, lo vieron en calma la última semana. Incluso repetía que todo era ”un show, nada más”. ¿Seguirá pensando lo mismo?

LEÉR MÁS  Renunció un funcionario del ejecutivo por "falta de trasparencia"

En este escenario de tensión, el Gobierno provincial eligió el silencio ante el enfrentamiento con el empresario K. Báez hace más de una semana en declaraciones a Infobae apuntó contra Alicia Kirchner señalando que ”no puede justificar su patrimonio” y el mensaje principal fue a la ex Presidenta y a Máximo.

La época de los negocios millonarios llegó a su fin, y la lealtad de Lázaro tiene un límite: su hijo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here