Números importantes a nivel económico. Las exportaciones argentinas hacia España alcanzaron 1.626 millones de dólares en 2016 y crecieron 19,4 por ciento en términos interanuales, con preponderancia de productos de la industria alimentaria, que representaron más de 40 por ciento de las ventas, según informó la Cámara Argentina de Comercio (CAC).
En el último año las exportaciones al país ibérico se concentraron en productos de industrias alimentarias (40,6%), destacándose los residuos de la extracción de harina de soja, y en productos del reino animal (30,6%), en buena parte debido a la comercialización de crustáceos congelados, detalló la CAC en un comunicado.
En el mismo período, las importaciones desde España fueron de 921 millones de dólares, equivalente a un retroceso de 3,8% en relación a 2015.
Las compras argentinas se concentraron en manufacturas industriales: 22,9 por ciento fueron productos de las industrias químicas, 20,9 por ciento máquinas, aparatos y material eléctrico y 15,1% material de transporte.
En tanto, al considerar exportaciones e importaciones, se observa que la incidencia de España en el comercio exterior argentino fue de 2,2 por ciento, lo que implica un avance respecto a la participación de 2 por ciento registrada en 2015.
La balanza comercial durante el último año resultó superavitaria para Argentina en 705 millones de dólares, logrando 17 años consecutivos de saldo comercial positivo en la relación bilateral; en concreto el superávit de 2016 significó un crecimiento de 74 por ciento cotejado con 2015.
En el ranking de comercio exterior argentino, España se ubicó el año pasado en la novena posición, por detrás de Brasil, China, Estados Unidos, Alemania, Chile, India, Vietnam y México.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here