El estudio precisó que un grupo de 15 países (contando a la Unión Europea como uno solo) suministró el 90% de las importaciones agrícolas chinas.

Estados Unidos lidera ese grupo con 24,4% de las compras, seguido por Brasil (13,6%) y Argentina (7,3%).

Otros proveedores de relevancia del país asiático, con participaciones individuales que oscilaron entre 4 y 6%, fueron la Unión Europea, Australia, Malasia, Rusia y Canadá.

En 2010 China importó desde la Argentina productos agroalimentarios por 5.706 millones de dólares y exportó en el mismo rubro a nuestro país por sólo 36,4 millones.

En términos porcentuales, ello representó 83,9% de las importaciones y 0,6% de las exportaciones totales chinas desde y hacia nuestro país.

Alrededor de 30 productos concentran la casi totalidad de la oferta local, en la que sobresalen los vinculados al complejo sojero, que representaron por sí mismos el 89,6% del total.

Eso incluye: porotos, por 4.978 millones; y aceite, por 136 millones, según datos de la aduana de China.

Tres proveedores (Estados Unidos, Brasil y Argentina) se repartieron el año pasado el 97,4% de las exportaciones totales de soja a China.

Las compras a la Argentina ”registraron un fuerte incremento tanto en volumen (198,8%) como en valor (201,6%) comparado con el magro año anterior, en que la producción argentina se vio afectada por una fuerte sequía y reducción consecuente del saldo exportable”, evaluó el estudio.

Otro caso relevante fue el de la carne de pollo (garras y alitas), que acaparó el 25% del mercado: China importó en 2010 unas 130 mil toneladas por 228,8 millones de dólares, 90 y 147% de incremento respecto al año anterior.

Los productos de la Argentina y Brasil ganaron competitividad frente a los envíos de Estados Unidos, en virtud de las medidas antidumping y compensatorias impuestas por China a los productos de aquel origen, explicó la embajada.

En 2010 sobresalieron asimismo las exportaciones argentinas de aceites de girasol y de maní, tabaco, lanas, harina de pescado, glicerol, suero lácteo y leche en polvo, vino a granel y en botella, cueros, calamares y maní.

“Cabe destacar que en términos de valor, China es el principal mercado para las exportaciones agrícolas argentinas”, precisó el informe elaborado por la consejería respectiva de la representación diplomática nacional.

En cuanto a las perspectivas de mayores ventas agropecuarias, el estudio recuerda que “se están manteniendo negociaciones de acceso con las autoridades sanitarias de China”.

Entre los productos que integran la agenda de negociación figuran la genética bovina (semen y embriones), caballos en pie, maíz, limones, peras, manzanas y cerezas.

A fines de 2010 autoridades de ambos países firmaron los protocolos sanitarios para la exportación de cebada y carne vacuna desde la Argentina y se prevén para este año los primeros embarques, concluyó el informe.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here