La decisión, que ni oficialistas ni opositores saben todavía si festejar o cuestionar, sacó a la luz una pelea intestina que, según fuentes provenientes del propio grupo, ya se venía dando de manera sorda y solapada: la de los empleados de la empresa que se candidatean para ser CEOs, gerentes, dueños en las sombras o, directamente, testaferros de Clarín en cada una de las seis empresas en las que se dividirá el grupo.

“Guille Lobo está a los codazos por los pasillos de TN con Lapegüe, y pelean por quién de los dos ha sido en los últimos años más chupamedias de la empresa”, delata un empleado de Clarín que reclama por el derecho a la sindicalización de los trabajadores, algo que el grupo impide. “Y, la verdad, está difícil porque los dos han dado sobradas y sobadas pruebas de fidelidad y masaje de ganso simbólico al grupo”, admite la fuente. “Y entre Julio Bazán y Edgardo Alfano también está jodida la cosa, los tipos saben que compiten y se la pasan midiéndose a ver quién la tiene más larga a la lengua que lame ortos directivos”, agrega el gremialista.

LEÉR MÁS  “Vienen dos o tres meses difíciles”

La interna escaló a límites peligrosos tras el anuncio de la Afsca, y quienes conocen a los contrincantes advierten que ninguno se bajará así nomás de la pelea. “Están dispuestos a todo“, dicen. Sin embargo, un par de pisos más arriba, en la calle Tacuarí reconocen que “estos giles se pelean pero en realidad ya está todo arreglado con los capangas en serio, que son los mismos de siempre“. Pero, atentos, prefiren evitar apellidos como Van der Kooy, Blanck, Aranda, Pagliario, Roa, Rendo, Morales, Solá y otros por el estilo. “Tampoco es cuestión de que me manden a buscar, je“, se ataja el consultado.

LEÉR MÁS  Otra despenalización: Hablan de consumo de droga "privado"

En noviembre de 2013, Grupo Clarín presentó ante Afsca su plan de adecuación, que propone dividir al grupo en seis empresas. En la primera quedarán medios periodísticos como los canales de TV de Buenos Aires, Córdoba y Bariloche, junto con TN, cinco radios que emiten en Buenos Aires, Córdoba y Mendoza, y la operación de Cablevisión en 24 ciudades donde no hay incompatibilidad con la TV abierta. La segunda empresa tendrá 24 licencias en las principales ciudades, incluyendo Buenos Aires y Córdoba. Metro será el canal local de Cablevisión en Buenos Aires. En la tercera compañía quedarán otras 20 licencias de Cablevisión. La cuarta empresa es para las señales de contenido TyC Sports, TyCMax, El 13 Satelital, Magazine, Volver, Quiero Música y Rural. Otra compañía tendrá cinco radios FM en Tucumán, Bariloche, Bahía Blanca y Santa Fe. Y la última empresa tendrá un canal de TV de Bahía Blanca y una participación en otro canal de Mendoza. “Que estos nabos se peleen sirve para distraer a la gilada“, concluye la fuente. “Pero que ni sueñen con que se van a quedar con algo del grupo, porque una cosa es chupar las medias y muy otra administrar un monopolio“, agrega.

LEÉR MÁS  El Gobierno le quitó un área a YPF adjudicado al grupo Vila-Manzano

Y finaliza: “Eso es para garcas de verdad, no para naboletis que a lo sumo pueden ser, ocasionalmente, eficaces lobistas“.

Fuente: RevistaBarcelona

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here