El ex ministro de Economía Axel Kicillof mantiene su cargo en el Consejo Nacional De Investigaciones Científicas Y Técnicas (Conicet), pese a no haber presentado investigaciones en los últimos seis años.
El instituto estuvo en la mira estos días por el reclamo masivo de científicos a raíz de la decisión del Ministerio de Ciencia y Tecnología de realizar un fuerte recorte en el número de ingresantes a la carrera de investigador. La decisión fue repudiada también por los ganadores de los premios Houssay y Jorge Sábato a los investigadores destacados de la Argentina de 2015, entregados esta semana por Marcos Peña.
En paralelo, el ex funcionario del gobierno de Cristina Fernández de Kirchner se mantiene como investigador adjunto del Conicet, aunque las reglas indican que para mantener el cargo es necesario presentar investigaciones de manera anual. Sin actividad académica a raíz de sus tareas políticas, Kicillof aún figura como integrante del Conicet en la página oficial, tal como dio a conocer el portal LaInternetOnline.com. Allí se lo muestra como investigador adjunto de Ciencias Sociales y Humanidades, con el tema central “Crisis y Auge de la Economía Argentina”.
Es llamativa la continuidad del ex ministro en su cargo, ya que las reglas del Conicet exigen actividad continua para mantener su cargo. La llegada de Kicillof al cargo de investigador adjunto se dio en 2010, y un año después comenzó su carrera política como secretario de Política Económica y Planificación del Desarrollo, lo que frenó su rol académico. Es decir, desde el 2011, no ejerce tareas de investigación, pero sí mantiene su puesto.
“Se trata de un cargo constantemente evaluado (hay que presentar informes anuales), pero aún así permanente. En este sistema, existen estímulos para producir (si uno produce más, puede ir ascendiendo), pero básicamente uno tiene el cargo garantizado de por vida. [Addenda: digo ‘básicamente’ porque existe la chance (inusual) de quedar afuera del cargo, en caso de reprobar dos informes anuales consecutivos]. En los últimos años el ingreso a este cargo fue de entre 600 y 830 personas por año”, explicó en un artículo publicado en Medium.com el investigador del Conicet Diego Tajer, en el que explica el funcionamiento del instituto.
Además, si se toma licencia para otro cargo público, se debe trabajar al menos 5 meses al año en el Conicet, o se pierde el cargo. Kicillof se encuentra de licencia desde que inició sus funciones en el Gobierno de Cristina Fernández.
LEÉR MÁS  Macri: “Es una locura lo que están haciendo los empresarios con los precios”

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here