Iguacel disparó contra Dujovne y respaldó el reclamo de Techint

El ex funcionario opinó a favor de Tecpetrol. Sostuvo que el ministro de Hacienda «no respetó las reglas de juego» a las petroleras.

Javier Iguacel, ex secretario de Energía de Cambiemos, disparó este jueves contra el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, al responsabilizarlo de su renuncia en diciembre y se expresó a favor de Tecpetrol en su demanda multimillonaria contra el Estado.

En una entrevista con el Diario de Río Negro, el ex funcionario se mostró crítico de los cambios que aplicó la gestión de Mauricio Macri en una parte de la política energética tras su salida y con la llegada de su sucesor, Gustavo Lopetegui.

Iguacel se fue del Gobierno repentinamente el 28 de diciembre último, apenas seis meses después de haber asumido en reemplazo de Juan José Aranguren. Venía de tener un rol protagónico en las denuncias por corrupción contra el kirchnerismo desde la dirección de Vialidad Nacional. Pero en todo el año de gestión energética no pudo congeniar con Dujovne.

Ahora el ex funcionario blanqueó sus diferencias con la visión que tenía Dujovne, que fueron anticipadas por este medio aquel 28 de diciembre. Y dijo que las medidas establecidas tras su salida podrían llevar a que ahora Tecpetrol, la petrolera del Grupo Techint, pueda ganarle un juicio multimillonario al Estado argentino.

Tecpetrol amenazó la semana pasada con iniciar un juicio ante tribunales nacionaoles o internacionales por el cambio en la liquidación de subsidios al gas no convencional de Vaca Muerta que produce en el yacimiento Fortín de Piedra.

Tras asumir, Iguacel -que trabaja bajo órdenes de Dujovne- reinterpretó la Resolución 46/2017 que estipulaba los subsidios a la producción de gas. Esto significó un recorte de entre 500 millones y 700 millones de dólares solamente este año en subsidios.

Además, esa nueva lectura de la Resolución 46 representa 5.655 millones de pesos menos en el flujo estimado de fondos de Tecpetrol solamente para 2018, montos que más que se cuadruplicarían hasta 2021, cuando termina el incentivo de precio de la Resolución 46.

El gobierno nacional rechazó el 1 de abril el recurso presentado por Tecpetrol y dio por finalizado el conflicto. Según dijo Hacienda, la producción adicional -a partir de lo cual se debía aumentar el subsidio- fue conseguida por esta empresa con una inversión mucho mayor a la presentada inicialmente, por lo que el Gobierno consideró que hubo una trampa de la firma para recibir mayores subsidios.

Al ser consultado sobre esto, Iguacel dijo: «Estoy convencido de que con algunas modificaciones razonables, en un contexto de coyuntura donde no había dinero, era posponer un poco los pagos y poner algún tope a los volúmenes, pero con tope no le podés decir al que ya invirtió ahora te bajo (los subsidios)».

«Respetando las reglas del juego a largo plazo, cosa que no se hizo y es un contra, entendiendo que hay una coyuntura pero negociándola, era una excelente salida y teníamos algo bastante lógico armado donde la mayoría estaba ok para hacerlo y se incorporaban más proyectos al programa», agregó el ex funcionario.

En una entrevista con el Diario de Río Negro, Iguacel sostuvo que si bien será la Justicia la que tendrá que definir si Tecpetrol tiene razón en sus reclamos multimillonarios, él cree que «argumentos suficientes para avanzar en la justicia tienen y es lógico que lo hagan» los representantes legales de la subsidiaria de Techint.

«La solución que dio (el ministro de Hacienda, Nicolás) Dujovne va a hacer más lento el desarrollo del gas y se podría haber resuelto con una visión más productivista», cuestionó Iguacel.

Según el ex funcionario, lo que resolvió Dujovne -que desde septiembre tiene el control de la secretaría de Energía en su ministerio- «va a retrasar el desarrollo innecesariamente» de la exploración y explotación de hidrocarburos en la Argentina.

«Y si miramos toda la cuenta dejamos de importar de Bolivia 500 millones de dólares en el año, despedimos el barco que nos costaba dólares aunque no trajera gas. Uno puede tener una visión fiscalista o productivista. La solución iba por ese lado, generar más producción, seguir creciendo con industria nacional y creo que se podía hacer. Lopetegui decidió otra cosa», enfatizó.

Según dijo Iguacel, «Dujovne no quería (seguir impulsando la producción) y entre algunas varias cosas, me pasa que me siento muy responsable de mi trabajo, quiero que las cosas salgan bien y no duermo si salen más o menos cuando pueden salir bien».

«Entonces pasó una decisión y dije ok, acompaño. Luego dos, tres. Pero cuando todas iban para otro lado, y yo no dormía porque veía que no era el camino que me parecía lógico, entonces mejor dar un paso al costado y que siga otro adelante», añadió.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here