En el encuentro en Casa de Gobierno, también participaron el ministro de Agroindustria Marcelo Barg, el gerente de Fiscalización del INV, Raul Guiñazú y el presidente del INV Guillermo García. Quini y el mandatario provincial dialogaron sobre aspectos técnicos del vino y cómo sigue la tarea en Francia para la sub gerenta de investigación del INV.

Claudia Quini es ingeniera química de profesión y tiene 28 años de trayectoria en el INV, como jefa del Grupo de Degustación y Estudios Enológicos, de Viñedos y Normas Analíticas Especiales. Y entre sus primeras acciones, Quini prepara su viaje como flamante presidenta de la OIV en los próximos días a Brasil, a fin de representar a la entidad en un certamen internacional y en octubre la primera reunión del organismo como titular, en París.

LEÉR MÁS  CGT Mendoza: “Con la reforma previsional, los jubilados pierden un sueldo por año”

El gobernador destacó que es un orgullo para él y para Mendoza que una mujer mendocina sea quien presida este importante espacio de la vitivinicultura mundial.

Por otra parte, Pérez indicó la participación y el interés de China de continuar con nuevos mercados y productos de calidad como el vino argentino. Y durante la reunión también indicó el interés del ”gigante asiático” de crear el libre comercio con el Mercosur.

Para Quini, ocupar la presidencia de la OIV tiene un grado de relevancia muy importante, ”dado que es conducir los destinos de la vitivinicultura mundial. Esto tiene la posibilidad de conducir la dirección hacia dónde vamos a ir para que en el mundo los productos vitivinícolas ocupen el espacio que estamos perdiendo, por la baja de consumo”, señaló.

LEÉR MÁS  El Gobierno insistirá tratar el lunes la reforma jubilatoria

”Que Mendoza y Argentina esté en la OIV implica estar muy cerca de los temas emergentes, es decir, tener rápida información vale mucho para resolver problemas”, dijo la flamante presidenta.

En cuanto a las políticas, Quini comentó que quiere revisar el programa de trabajo, el cual se realiza con un plan estratégico; priorizar los ejes como el consumidor; revalorizar el producto tradicional y potenciar los nuevos productos para captar el segmento; y también crear el espacio para los otros productos que no son el vino, como las pasas de uva, la uva de mesa, el jugo de uva concentrado.

A su turno, Guillermo García subrayó la importancia para Argentina de contar nuevamente con la presidencia en esta organización internacional. ”Argentina, a través del Instituto Nacional de Vitivinicultura, está teniendo una muy fuerte participación en todos los eventos que tienen que ver con la OIV. No solamente a través de los grupos de expertos, sino también en las decisiones que orientan las normas técnicas de la organización internacional.

LEÉR MÁS  El Gobierno insistirá tratar el lunes la reforma jubilatoria

”Nos parece trascendental que Argentina siga posicionándose con sus especialistas para ocupar cargos de relieve, que no hacen más que mantenernos en la avanzada del conocimiento y de la calidad; y obviamente, de alguna manera, influyendo en las decisiones que tienen que ver con la vitivinicultura. Y la OIV, conducida por una argentina, indudablemente tendrá un rol importante para defender los derechos de miles de pequeños productores que integran la vitivinicultura mundial y en especial los de Argentina”, añadió el presidente del INV.Telam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here