En la antesala del regreso de la presidenta Cristina Fernández a la gestión, militantes de las distintas agrupaciones que integran el kirchnerismo y funcionarios del gobierno se reunieron anoche en el Parque Lezama para celebrar el Día del Militante y, bajo la custodia de un enorme luna llena que iluminaba el auditorio, compartir el estreno de la película Néstor Kirchner, del cineasta Adrián Caetano.

En ese marco y a 41 años de aquel mítico 17 de noviembre de 1972, cuando Juan Domingo Perón llegó a la Argentina tras 18 años de exilio y de proscripción del movimiento, el kirchnerismo premió a figuras de distintos espacios políticos con arraigo popular, en una clara reivindicación del rol del militante en la política.

A las seis de la tarde comenzaron a llegar al auditorio los militantes de Kolina, La Cámpora, Unidos y Organizados, Miles, JP Descamisados, Peronismo Militante, del Movimiento 26 de Julio, La Güemes y la Corriente Martín Fierro. Todos se mezclaron con el paisaje dominguero típico de un parque: jugadores de ajedrez, picnics y partidos de fútbol. Bajo el llanto insistente de las tipas añosas que protegen al auditorio, se organizaron en las gradas en busca de la mejor ubicación para más tarde ver la película. Los funcionarios, relajados y vestidos de sport, se ubicaron en una platea improvisada con sillas de plástico.

Participaron el vicepresidente Amado Boudou; el jefe de Gabinete, Juan Manuel Abal Medina; el ministro de Trabajo, Carlos Tomada; el secretario de la Presidencia, Oscar Parrilli; y el secretario de Cultura, Jorge Coscia. Entre los militantes de La Cámpora y fiel a su bajo perfil, estaba Florencia Kirchner, la hija menor de la mandataria.

LEÉR MÁS  Reforma previsional: el PJ negocia su apoyo luego del aval de Carrió

Los vecinos del barrio, sorprendidos por el sonido del acto, se acercaban con el equipo de mate y en compañía de sus mascotas, tentados por el estreno de la película en una de las primeras noches primaverales.

El encuentro –organizado por el publicista y productor audiovisual Jorge ”Topo” Devoto, cercano al matrimonio Kirchner desde principios de los ’80– fue una reivindicación de la acción política de contenido popular, en el contexto del aniversario de las tres décadas de democracia.

Desde la pantalla, enviaron un saludo a las organizaciones y militantes, los gobernadores de distintas provincias del país. Gildo Insfrán de Formosa; Maurice Closs de Misiones; Gerardo Zamora de Santiago del Estero; Sergio Urribarri de Entre Ríos; y Jorge Capitanich de Chaco grabaron una breve reflexión sobre el rol del militante desde sus provincias.

En sintonía con el pedido de ”más predicadores y menos candidatos” que se hizo el sábado en el encuentro de la Corriente Nacional de la Militancia que deliberó en la ciudad de Rosario, los gobernadores defendieron la militancia y abogaron por la unión de los distintos espacios del kirchnerismo, en una tregua al debate por la sucesión de la presidenta, quien hoy retomará la gestión de los dos años que le quedan de gobierno, tras la licencia médica por la operación de un hematoma craneal a la que fue sometida el 8 de octubre pasado.

LEÉR MÁS  Conflicto río Atuel: “El fallo de la Corte lo que hizo fue cambiar el enfoque”

La locutora Natalia Paratore abandonó el registro vocal de los actos oficiales y, en un rol militante acorde a la fecha, presentó a los dieciséis militantes que el oficialismo eligió premiar. La lista estuvo integrada por figuras de distintos espacios que grabaron un mensaje con su definición de militancia.

El auditorio escuchó versiones tan distintas como el perfil de los premiados: el historiador Osvaldo Bayer; el diputado socialista Jorge Rivas; la presidenta de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini; la titular de Abuelas, Estela Carlotto; Julio Morresi, de Familiares de Desaparecidos; el ex gobernador cordobés Ricardo Obregón Cano; Juan Manuel Abal Medina, padre del jefe de Gabinete; el historiador Norberto Galasso y el canciller Jorge Taiana.

También fueron reconocidos el legislador porteño Dante Gullo; el embajador en Madrid, Carlos Bettini; el cineasta David ”Coco” Blaustein; el periodista y abogado Pablo Llonto; el cura Lorenzo ”Toto” de Vedia de la parroquia Virgen de los Milagros de Caacupé de la Villa 21 de Barracas; la referente social Isabel Vázquez, de la Red de Madres contra el Paco; y el dirigente matancero Luis D’Elía de FTV-Miles.

LEÉR MÁS  Dujovne ya le puso techo a la paritaria 2018: "debería ser 16,6%"

”Mi madre de 90 años tiene a su madre desaparecida. Y a su marido. Y a su yerno. Mi hermano está muerto. Mi ex compañera está desaparecida”, enumeró Carlos Bettini, en el que tal vez fue el testimonio más emotivo. ”¿Y cómo hicimos para sacarnos ese dolor? –se preguntó–. Militando. Sólo pudimos superarlo con la militancia porque es transformadora y contagia.” Hebe de Bonafini eligió resaltar la militancia como ”una pasión desenfrenada” y cargó su mensaje de actualidad: ”El que piensa que la militancia es un trabajo, perdió. En nuestras manos tenemos un proyecto nacional y popular, no lo abandonemos.”

Los premiados, que se organizaron en el escenario como un equipo de fútbol, recibieron su diploma –que fue diseñado por el dibujante e historietista REP– de la mano de un militante joven de alguna agrupación, en un gesto simbólico de transmisión. Después, la locutora convocó a entonar el Himno que, como ya es costumbre de los militantes, se entonó con la misma cadencia popular y vocales estiradas que se estila en las canchas del fútbol.

Pasadas las 21, funcionarios y militantes, en un gesto copiado, estiraron el cuello para compartir la proyección de la película del cineasta Adrián Caetano que, a partir del jueves, se estrenará en los cines Gaumont y ArteCinema de la Ciudad de Buenos Aires y en los Espacios INCAA de todo el país.

Tiempo Argentino

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here