Ambos partidos consensuaron ampliar por dos años el recorte fiscal a todos los contribuyentes, incluso a los ricos, según despacho de la agencia alemana DPA.

Obama dijo que ”no estaba dispuesto” a permitir que a partir de enero también la clase media tuviera que pagar más impuestos. El presidente, que fue duramente criticado desde adentro de sus propias filas por ceder a las demandas republicanas, defendió el compromiso.

LEÉR MÁS  El gobierno provincial ultima detalles para reglamentar el uso del fracking

”Sin él, las familias de ingresos medios sufrirán los daños colaterales de la guerra política aquí en Washington”, dijo Obama.

En un principio, los demócratas sólo querían extender los recortes impositivos a quienes tuvieran ingresos menores a los 250 mil dólares.

Esta propuesta fue rechazada por el Partido Republicano, que incluso amenazó con bloquear la agenda legislativa a menos que los demócratas aprobaran la extensión fiscal para todos los ciudadanos estadounidenses.

LEÉR MÁS  El ejecutivo nacional eliminará 600 nombramientos políticos

La medida también incluye ampliar por dos años los beneficios de seguro de desempleo, que iban a expirar a fin de año para unos dos millones de estadounidense desocupados.

Obama enfatizó sin embargo su disgusto a extender un recorte de impuestos a los ricos ya que eso añadirá otros 700 millones de dólares al déficit presupuestario.

LEÉR MÁS  Cornejo defendió las reformas y apuntó a quienes se oponen: “Toman posiciones políticas sin estar informados”

Telam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here