No conforme con su exposición ante la bicameral de control de deuda, los diputados kirchneristas exigieron tratar cuanto antes el pedido de juicio político contra Luis Caputo, presentado el 19 de marzo por su vínculo con empresas offshore.
Esta tarde, la rionegrina María Emilia Soria encabezó un pedido de “pronto tratamiento” ante su par Javier Pretto, el macrista cordobés elegido por el presidente para presidir la comisión de Juicio Político.
Es un cargo reservado a diputados de confianza con la misión, casi de manual, de no reunir nunca la comisión y evitar ataques incómodos de la oposición.

El kirchnerismo le pidió al macrista Javier Pretto abrir la comisión de juicio político para llevar al banquillo a Caputo. No lo hará y si algún día se atreve, Carrió solicitará desarchivar su proyecto para enjuiciar a Lorenzetti.

O del oficialismo: descansa hace un año un pedido de juicio político contra Ricardo Lorenzetti presentado por Elisa Carrió, que esta semana lo replicaría.

Soria recordó que el artículo 109 del reglamento de la Cámara baja permite que “a pedido de por lo menos tres diputados integrantes de una comisión, deberán incorporarse al temario a considerar por la misma los asuntos entrados que ellos indiquen”.

O sea, Pretto nunca podrá reunir la comisión sin hablar de Caputo, motivo suficiente para mantenerla bajo llave.

La rionegrina también había liderado el proyecto para enjuiciar a Caputo por “la omisión en sus declaraciones juradas de ser dueño de la compañía offshore Noctua Partners, lo que le valió la acusación por la presunta comisión de los delitos de omisión maliciosa, negociaciones incompatibles con el ejercicio de la función pública, tráfico de influencias, delito de uso de información privilegiada, incumplimiento de los deberes de funcionario público y supuesto lavado de activos”, señala el texto.

El ministro de Finanzas expuso durante cinco horas el miércoles en el Senado y se fue abruptamente cuando la diputada kirchnerista Gabriela Cerruti le reprochó haberle hecho llegar un mensaje para pedirle clemencia por sus hijas.

En el kirchnerismo se turnaron para cuestionar por lo bajo a Cerruti por su torpeza y al día siguiente pidieron que Caputo vuelva a la bicameral, impensado para Cambiemos.

“Dada la interrupción de la reunión que se llevaba a cabo ayer y ante la imprevista partida del ministro Caputo cuando aún restaban varios integrantes de la comisión sin haber realizado sus preguntas, solicitamos se vuelva a citar al ministro a concurrir a la Bicameral a la mayor brevedad posible”, señalaba el texto firmado por Axel Kicillof, José Luis Gioja y Agustín Rossi, entre otros. Nadie lo respondió.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here