Las provincias oficialistas y aliadas fueron las más favorecidas por los fondos discrecionales que otorgó el Gobierno. Entre ellas, la que sacó mejor tajada fue la Buenos Aires de María Eugenia Vidal.

El 41% de estos fondos quedaron en manos de las provincias más cercanas al macrismo mientras que los distritos opositores más favorecidos fueron Entre Ríos y Chaco, del FpV, junto a Neuquén, que dirige Omar Gutiérrez (Movimiento Popular Neuquino).

El ministro del Interior, Rogelio Frigerio, repartió $24.131 millones a los gobernadores por Transferencias de Obras, Adelantos de Coparticipación y Aportes del Tesoro Nacional (ATN). La provincia más favorecida fue Buenos Aires, que recibió $5115 millones y que en diciembre reclamó $3500 millones como adelanto para pagar los sueldos y aguinaldos, según publica un informe de el Cronista.

María Eugenia Vidal fue la que más beneficios obtuvo del Gobierno de Cambiemos. En la última semana, Nación anunció que financiará las obras por inundaciones en la cuenca del Salado. Entre los más favorecidos se encuentran también los distritos aliados de la UCR.

El gobernador Gerardo Morales (Jujuy) sumó $2483 millones y el mandatario radical de Mendoza, Alfredo Cornejo, recibió $2035 millones. En Casa Rosada niegan que haya favoritismo a las provincias de Cambiemos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here