En una nota editorial que acompaña a la edición que tiene a Mauricio Macri como presidente electo en su portada, La Nación condena lo actuado en la década contra los genocidas por considerarlo una “venganza”.

Militares y jueces que fueron condenados por sus responsabilidades en un plan siniestro que incluyó el secuestro y la desaparición sistemática de personas y la apropiación de los niños nacidos en cautiverio, de los que 118 han recuperado la identidad gracias al trabajo incansable en la materio de la asociación Abuelas de Plaza de Mayo.

LEÉR MÁS  El gobernador Verna pedirá la nulidad del dictamen presidencial para construir la represa Portezuelo del Viento

La “izquierda verbosa (de los ’70), de verdadera configuración fascista antes y ahora, se apoderó desde comienzos del gobierno de los Kirchner del aparato propagandístico oficial”, sostuvo La Nación en defensa de los genocidas condenados en juicios orales y públicos inscriptos en el manual de procedimientos penales del Estado nacional.

La Nación cita a la ex periodista Norma Morandini devenida en militante del juecismo en Córdoba como base de sus descalificaciones al procedimiento judicial contra los genocidas. Y al final de la editorial, pone en boca del papa Francisco su última exclamación por la libertad de los condenados por delitos de lesa humanidad: “Que todas las herramientas de la ley se activen ‘para evitar cualquier tipo de venganza y curar las heridas’, aunque ‘sin dejar de mirar las cicatrices’, como bien aportó”, remató la prensa de los Mitre.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here