A diferencia de lo que suele ocurrir habitualmente tras un deceso, la familia de Massera evitó dar a conocer a través de ese medio el lugar donde se llevarían a cabo las exequias, mientras que tampoco se publicaron inmediatamente mensajes de allegados.

En total fueron nueve los avisos que aparecieron hoy en el diario La Nación en memoria del principal ”cerebro” del terrorismo de Estado, fallecido anteayer a los 85 años en el Hospital Naval.

El que encabezó fue el de su esposa, Delia Vieyra; sus hijos, Eduardo y Emilio; sus dos nueras, sus siete nietos y una mujer que fue definida como ”amiga y colaboradora” del represor.

Entre el resto de los mensajes se destacan el del Centro Naval, que ”participa el deceso de su estimado socio vitalicio”; la promoción 73 de la Escuela Naval Militar, de donde egresó Massera como guardiamarina, en 1946; y uno de la ”familia castrense”.

Según publicaron algunos medios en sus ediciones de hoy, los restos del dictador fueron inhumados ayer en el cementerio privado Parque Memorial, de la localidad bonaerense de Pilar.

 

Telam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here