El blanqueo de divisas se podrá concretar, según la norma, a través de determinados instrumentos financieros como el Certificado de Depósito para Inversión (Cedin) para la compra de inmuebles o el financiamiento de la construcción, y el Bono Argentino de Ahorro para el Desarrollo Económico (Baade) -también en formato de pagaré- para financiar proyectos energéticos.

En el texto de la iniciativa se establece que esos documentos podrán adquirirse sólo con dólares y que no será requerida justificación alguna sobre el origen de los fondos, ni tributarán impuestos por su declaración.

Al sancionarse la ley, se podrá cumplir el objetivo de que la norma entre en vigencia el 1 de junio.

Fuente: Argentina.ar

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here