El ministro de Justicia y Derechos Humanos de la Nación, Julio Alak, ratificó ayer las denuncias sobre una estrategia pergeñada para bloquear el nombramiento de cinco jueces en el fuero federal en lo civil y comercial, y que incluye al magistrado que deberá fallar sobre la validez de la cláusula de desinversión de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual.

El anuncio de ayer del funcionario puso énfasis en dos pedidos formales a la Justicia. Por una parte, señaló que a través de la Jefatura de Gabinete, el Poder Ejecutivo le pedirá a la Corte Suprema de Justicia que se pronuncie sobre lo que consideran el ”sistema insólito” de la rotación de jueces subrogantes cada siete días, que la cámara civil y comercial implementó para algunos juzgados vacantes, incluido el Nº 1, en donde se encuentra la demanda interpuesta por el Grupo Clarín contra el artículo 161 de la ley.

Y en segundo lugar, Alak explicó que pedirá un dictamen al Ministerio Público Fiscal para que se pronuncie sobre la viabilidad de denunciar a los cinco consejeros que desde el Consejo de la Magistratura quieren anular el concurso 258 destinado a cubrir las cinco vacantes.

Las presentaciones legales, dijo, se harán por intermedio del jefe de Gabinete de Ministros, Juan Manuel Abal Medina.
El ministro volvió a cargar las tintas contra el camarista de ese fuero y también consejero de la magistratura Ricardo Recondo. Para el oficialismo, Recondo juega su doble rol, en la cámara y en la magistratura, para mantener el sistema de subrogancias semanales y nombrar jueces ”a dedo”, y para bloquear, por otro lado, el concurso para nombrar los jueces titulares.

Alak dijo que ”los funcionarios públicos tienen especial responsabilidad en el cumplimiento de las normas. No podemos dejar de hacerlo si observamos que hay una maniobra para bloquear la designación de jueces en la magistratura y si el responsable es Ricardo Recondo”.

En ese sentido, se dirigió públicamente a la Corte Suprema: ”Le pedimos que en su rol de superintendencia se avoque y que analice la nulidad de este sistema rotatorio y se aplique la ley que regula qué debe hacer una cámara cuando un juzgado queda vacante”, apuntó.

La Corte había dicho hace unos días, ante un pedido de la cámara para que ratificara el nombramiento del juez Raúl Tettamanti, que resultaba inoficiosa la consulta porque ya antes había delegado en las cámaras la tarea de superintendencia para el nombramiento de los jueces subrogantes. El fallo se leyó como un aval del máximo tribunal al nombramiento de Tettamanti, que desató la acusación contra Recondo y contra el presidente de ese fuero, Martín Farrell, a quienes acusan de direccionar el nombramiento para favorecer al Grupo Clarín.

El ministro Alak también explicó ayer que le pidió a la Procuración General que ”analice desde el punto de vista penal el bloqueo [al concurso] de la minoría dentro de la magistratura”, integrada por los radicales Oscar Aguad, Mario Cimadevilla, los abogados Alejandro Fargosi y Daniel Ostropolsky y el juez Ricardo Recondo.

Lorenzetti y Highton de Nolasco intervinieron en el conflicto por el nombramiento de jueces.
En un inusitado gesto de preocupación sobre la actuación de los jueces, el presidente de la Corte Suprema de Justicia, Ricardo Lorenzetti, y la vicepresidenta de ese cuerpo, Elena Highton de Nolasco, recibieron ayer en dos reuniones separadas a los consejeros – jueces ante el Consejo de la Magistratura. El camarista en lo civil y comercial Ricardo Recondo concurrió a las 11 al cuarto piso del Palacio de los tribunales; el juez cordobés Alejandro Sánchez Freytes y el camarista laboral Mario Fera se reunieron con los supremos a las 17.

De acuerdo con el comunicado oficial del máximo tribunal, durante las reuniones los magistrados ”informaron sobre la situación existente en el Consejo de la Magistratura”. El escueto texto publicado en el Centro de Información Judicial sólo consignó que ”Lorenzetti y Highton de Nolasco tomaron conocimiento de lo informado por los consejeros”.

A la salida de las reuniones ninguno de los jueces que asistieron dijeron una palabra más de lo que oficialmente se conoció. Los voceros de Recondo señalaron que el camarista no iba a formular declaraciones a la prensa del encuentro que se concretó antes de que el ministro de Justicia, Julio Alak, anunciara que el Gobierno realizaría una serie de presentaciones en la Corte y en la Procuración General.
En todo caso, trascendió de acuerdo con algunas fuentes del bloque opositor que el titular del máximo tribunal le habría pedido a Recondo que permitiera la designación de las ternas pendientes. Ante esto, dijeron, el consejero Recondo habría guardado silencio.

En todo caso, la sola citación de los consejeros jueces al Palacio de Tribunales se considera una fuerte señal de autoridad que pretende transmitir el máximo tribunal, que ve en el conflicto un peligro a la institucionalidad judicial.

En la rueda de prensa de ayer mismo, el ministro de Justicia de la Nación, Julio Alak, le había pedido públicamente al máximo tribunal que ”resuelva esta irregularidad” (en referencia a lo que considera un bloqueo que cinco consejeros, encabezado por Ricardo Recondo, hacen al concurso para nombrar jueces en el fuero civil y comercial) y denunció ”una maniobra que debe ser investigada”, tras aclarar que ”hay sofisticados artilugios para evitar el cumplimiento de esta ley”.

Se pone en marcha la bicameral de seguimiento
Hoy empezará a funcionar formalmente la comisión bicameral de seguimiento de la ley de Comunicación Audiovisual. Por pedido del titular de la AFSCA, Martín Sabbatella, y con acuerdo de los presidentes de ambas cámaras, Amado Boudou (Senado) y Julián Domínguez (Diputados), se reunirá el comité que tendrá como presidente al diputado Agustín Rossi y que en su primer encuentro deberá elegir a sus autoridades y empezar a discutir cuáles serán los representantes que la oposición elegirá en los directorios de la AFSCA y en Radio y Televisión Argentina (RTA), así como elegir al Defensor del Público, cargo que crea la Ley de Medios.

La reunión será a partir de las 11 en el Salón Delia Parodi del Congreso. Hasta allí llegarán los ocho diputados y ocho senadores elegidos: 5 del oficialismo, 2 de la UCR y 1 del Frente Amplio Progresista (FAP) por cada cámara.
Desde el bloque del Frente para la Victoria (FPV) confirmaron a BAE que será la presidenta de la comisión de Libertad de Expresión, la cordobesa Mónica Gutiérrez, quien reemplazará a Sabbatella en ese cuerpo, ya que el titular de Nuevo Encuentro está licenciado de su banca como legislador.

Apenas fue sancionada la ley el Congreso quedó en manos de la oposición, abroquelada en el recordado ”Grupo A”, que nunca convocó a la bicameral. Ahora, con la asunción de Sabbatella en la AFSCA, desde Olivos buscan darle un impulso a la ley que tendrá su punto cúlmine el 7 de diciembre, cuando queden sin efecto las medidas cautelares que traban la ley en la Justicia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here