Declaró el maquinista del tren de Once: ”Tengo un recuerdo borroso”

”No recuerdo siquiera en que estaciones paré ni como paré”, dijo en un tramo de su declaración y detalló que entró en ese estado ”luego de haber sufrido un ahogo, una falta de aire”, por lo que ”apenas recordaba flashes” de lo ocurrido.

”Sentía que perdía mucha sangre y que trataba de recuperar mis pertenencias que estaban desparramadas”, aseguró en la declaración indagatoria que prestó ante el juez Ariel Lijo.

Fuentes del juzgado dijeron que Lijo aún no recibió el video de lo ocurrido en la cabina, ya que el dispositivo de grabación arrancado y encontrado en la mochila del Benítez no pudo ser reparado todavía.

”No me acuerdo haber extraído el disco ni nada de él”, añadió para justificar que fueron encontradas en su poder herramientas para hacer reparaciones electrónicas.

El juez ordenó que el único imputado por el choque del tren sea sometido mañana a una revisión médica y a estudios complementarios por parte del cuerpo médico forense.

Los voceros destacaron que el juzgado ”ya recibió” una filmación obtenida con una cámara ubicada en el último vagón, en el que se podría ver que el convoy entró al andén 2 de la estación Once a gran velocidad y sin aparentes intentos de frenado.

Benítez fue asistido por la abogada Valeria Corbacho, la misma que por cuenta del gremio La Fraternidad patrocina a Marcos Córdoba, el maquinista procesado por la tragedia del tren de Once, en febrero de 2012, que causó 51 muertos en el mismo sitio donde el sábado se registraron 80 heridos.

LEÉR MÁS  Omar Félix lanzó su precandidatura a gobernador

Voceros de la investigación anticiparon que Benítez podría ser imputado por ”estrago doloso”, una calificación más grave que la de culposo y prevista en el artículo 191 del Código Penal.

Esta imputación prevé penas de hasta 10 años de cárcel para aquel que ”por imprudencia o negligencia o por impericia o por inobservancia de los reglamentos u ordenanzas, causare un descarrilamiento con lesiones”.

Benítez también admitió haber abierto el blog donde se refiere al accidente de febrero de 2012 y aseguró haber soñado que tenía un accidente similar, y que luego de este episodio recibió asistencia psicológica.

El disco rígido no pudo ser reparado durante el fin de semana en los gabinetes científicos de la Policía Federal y de la Gendarmería, por lo que será remitido por el juzgado a la empresa privada que tiene concesionada la instalación de las cámaras.

La abogada de Benítez dijo a la prensa que su defendido tiene un recuerdo borroso del accidente, pero que esta situación ”no la puede vincular con un antecedente médico inmediato”.

Precisó que admitió haber escrito en un blog ‘sueño con que me voy a estrellar con un tren’ pero que eso ”no puede ser tomado como para imputarlo en el hecho”.

”El tuvo un sueño previo en el que relata en primera persona justamente una colisión muy similar a la que le ocurrió. Esto se lo relató a una psicóloga de su ART, antes de este accidente”, indicó la letrada.

LEÉR MÁS  Niven: "Ya no hay alianza vigente y nada nos vincula a Cambia Mendoza"

Benítez fue trasladado desde las alcaidía de Tribunales al despacho del juez Lijo alrededor de las 19 y su pareja Susana, quien esperaba en el pasillo del juzgado, aseguró que ”hay videos que muestran que es imposible sacar el disco, mi marido es derecho, le armaron esta causa, siempre tuvo problemas porque dice lo que piensa”.

El disco rígido instalado en la cabina del maquinista apareció en mal estado dentro de su mochila mientras era atendido en el Instituto Dupuytrén.

Según fuentes judiciales, el disco que se sospecha se llevó el motorman, tenía sangre al igual que el compartimiento donde se guardaba, mientras que otra filmación que se recuperó muestra que el tren iba a una alta velocidad en estaciones anteriores.

Fuentes judiciales afirmaron que el disco duro es de fácil extracción en base a un compartimiento similar al que había en la cabina, recuperado en otro sector del tren y que está en manos del juez.

El accidente del tren chapa 5 que conducía Benítez ocurrió a las 7.25, cuando la formación ingresó a la estación Once, proveniente de Moreno, a 22 kilómetros por hora, no frenó, embistió la barrera de contención, subió arriba del andén y quedó a pocos metros de los molinetes, y como consecuencia 80 pasajeros resultaron heridos, ninguno de ellos de gravedad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here