De Vido estuvo dos días en Moscú: ayer se reunió con el viceministro de Energía local y con funcionarios del organismo ruso de energía atómica, mientras que hoy presentó ante una centena de empresarios las quince obras que licitará el gobierno nacional en los próximos meses.

La primera obra a licitar será la represa de Chihuido I, sobre el río Neuquén, por un monto total de 2.103 millones de dólares, cuyo proceso licitatorio se lanza a partir del 20 de este mes.

En tanto, las otras 14 obras forman parte del Plan Estratégico de Infraestructura que lleva adelante el gobierno, e incluyen 10 centrales hidroeléctricas por 10.482 millones de dólares.

Completan los emprendimientos que licitará el gobierno una obra hídrica en el Dique Tasigasta, un plan de aguas productivas y sociales para el norte del país, un programa hídrico para el desarrollo del río Deseado y la Torre Única de Comunicaciones de Avellaneda.

De Vido fue escuchado por un auditorio integrado por las empresas rusas Power Machines, el banco Evrofinance, Aterra, Solway Industries, Energomashexport, Novatech, Inter Rao, Vnesheconombank, Gazprom y Rushydro.

LEÉR MÁS  El Gobierno le quitó un área a YPF adjudicado al grupo Vila-Manzano

Por el lado argentino, estuvieron presentes el secretario de Obras Públicas, José López, que dio detalles de las obras, y el embajador argentino en Rusia, Juan Carlos Kreckler.

También los empresarios argentinos Gustavo Weiss, titular de la Cámara de la Construcción, el vice de esta institución Juan Chediak; Hugo Dragonetti, presidente de Panedile, y Juan Manuel Collazo, titular de Helport.

Por el gobierno ruso, asistió a la presentación el Director para América Latina de la cancillería local, Alexander Shetinin.

El titular de la Cámara de la Construcción, Gustavo Weiss, habló con Télam tras la presentación y subrayó que cuando las 15 obras se realicen van a generar 50 mil puestos de trabajo en el sector de la construcción.

Asimismo, apuntó que en todos los contratos los inversores se comprometen a formar empresas con compañías argentinas, garantizando así el uso de mano de obra local.

Las obras hidroeléctricas presentadas hoy aportarán una vez finalizadas al sistema interconectado nacional una potencia total de 4.925 megawatts.

”Venimos aquí a presentar estas obras que hablan del gran crecimiento argentino, que lo hicimos entre todos y con inclusión social”, dijo De Vido al hablar en el hotel Ararat de Moscú, a metros del mítico teatro Bolshoi, en una jornada gélida pero donde la nevada amainó, dejando de todos modos temperaturas de 4 bajo cero.

LEÉR MÁS  Otra despenalización: Hablan de consumo de droga "privado"

De Vido agradeció a los presentes la atención y tras recordar el resultado ”exitoso” del road show realizado el año pasado para las represas Kirchner y Cepernic, se mostró confiado en que esta gira de presentación será ”aún más exitosa”.

Asimismo, el funcionario dio garantías a los potenciales inversores: ”Hay avales del Estado para los que participen de las licitaciones. Estarán todas las garantías que se requieran. La mejor demostración es que las obras que ya están en marcha se encuentran en etapa de repago y nunca hubo necesidad de ejecutar avales o garantías”.

El titular de Planificación también explicó a los empresarios rusos que el repago de estos emprendimientos se realizará con un contrato de abastecimiento con Cammesa, la administradora del mercado mayorista eléctrico.

Al evaluar sus dos días de reuniones en Rusia, De Vido también puso en relieve el encuentro que tuvo ayer con autoridades locales vinculadas a la energía atómica.

LEÉR MÁS  El PJ mendocino sufre una nueva fractura

Dijo que ”Argentina está desarrollando un pequeño reactor de 125 megavatios con uranio enriquecido y creemos que con Rusia tenemos mucha colaboración por delante, y podemos lograr financiamiento e inversiones de la Federación Rusa a través de Rosatom”, la corporación estatal de energía atómica rusa.

El titular de Planificación también se refirió al encuentro que mantuvo con directivos de la empresa Inter Rao, un verdadero gigante ruso del sector energético con intereses en varios países.

”Están interesados en el desarrollo de centrales hidroeléctricas. Presentaron una propuesta para el desarrollo del río Santa Cruz que hicimos el año pasado y quedaron en segundo lugar en la licitación. Por lo tanto, tenemos una fuerte expectativa de que en estas 14 licitaciones tengan una fuerte presencia”.

Ahora De Vido emprende vuelo rumbo a Beijing, la capital china, donde el próximo lunes y martes seguirá el ”road show” que comenzó en Rusia (se sumará el ministro de Economía Axel Kicillof) y que tendrá como última escala San Pablo, Brasil, entre el 18 y 19 de diciembre próximos.
Telam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here