Crisis en el peronismo mendocino por la embestida de Ciurca contra los intendentes de Paco

Carlos Ciurca ya es mencionado en Mendoza como ”El Cobos” de Paco Pérez por su abierto desafío al gobernador, que llegó a grotescos como ordenar que no se pusiera el nombre del gobernador en la placa de una obra pública que le tocó inaugurar.

Ciurca es un hombre con trayectoria y peso propio en el PJ mendocino que luego de reunir a los intendentes de mayor peso electoral en su propia línea interna que explícitamente excluye a Paco Pérez, ha comenzado a trabajar para licuar el poder de los jefes comunales que se resisten a pasarse a su lado.

La primera muestra de esta desfachatada estrategia se produjo meses atrás cuando armó un acto partidario en Tunuyán, territorio de Patricia Fadel mano derecha del mítico Juan Carlos Mazzón, sin avisarle al intendente, alineado con la actual directora del Banco Nación.

Luego de la irrupción de Ciurca en Tunuyán, Fadel no anduvo con vueltas y lo cuestionó utilizando su página de Facebook: ”Lamentable lo de Ciurca, no debe andar haciendo actos partidarios y gastando dinero sin ningún objetivo de gobierno”, sentenció.

El vicegobernador evitó el cruce: ”La actividad dentro del justicialismo es habitual y va en una sintonía directa con el proyecto que encarna el gobernador Francisco Pérez y todos los intendentes justicialistas que conducen los departamentos mendocinos”, se defendió.

LEÉR MÁS  De Marchi se lanza a la gobernación

La embestida

Sin embargo, lejos de esas palabras contemporizadoras, Ciurca redobló en las últimas semanas la embestida contra los intendentes que siguen alienados con Mazzón y Paco Pérez, lo que motivo que en ese sector del peronismo se empiece a hablar del vicegobernador como un ”traidor” al PJ.

Es que en una estrategia muy compleja, Ciurca comenzó a tejer alianza con concejales opositores para alzarse con la mayoría del Concejo Deliberante en aquellos distritos que gobiernan intendentes peronistas o aliados que no le responden directamente.

Esta actitud ya había sido advertida por el propio intendente de Tunuyán, Martín Aveiro, quien en su momento insinuó el doble juego del vicegobernador supuestamente functional a la oposición: ”La situación es rara. Cuando estaba Giner (el anterior intedente opositor) y todo el mundo pensaba que era imposible ganar, no venía nadie. Y hoy tenemos visitas de todo tipo todas las semanas, parece que Ciurca se ha olvidado que el Justicialismo ha recuperado el departamento”, se quejó el intendente.

Ciurca, que en su momento cruzó públicamente la posibilidad de una reelección de Cristina Kirchner y se pronunció en favor de la candidatura presidencial de Daniel Scioli, acaba de sumar dos concejales de Tunuyán a su espacio politico y libra una batalla cuerpo a cuerpo con Aveiro para quitarle el control del Concejo Deliberante de su distrito.

LEÉR MÁS  La CGT anunció un paro de 36 horas con movilización para noviembre

Pero no es el único. Hizo lo mismo con el intendente de General Alvear, el peronista Juan Carlos de Paolo, aprovechando la licencia que se tomó el jefe comunal para atender un doloroso episodio personal. En su ausencia, Ciurca se reunió con concejales opositores y sumando algunos propios logró que se elija un presidente del Concejo Deliberante opositor a De Paolo.

De hecho, los seguidores del intedente De Paolo recuerdan indignados, que ni bien asumió el nuevo presidente del Concejo Deliberante de General Alvear, lo primero que hizo fue llamar a Ciurca para felicitarlo por el éxito de la maniobra y acordaron reunirse.

Lo mismo hizo con el intendente de San Carlos, Jorge Difondo, un demócrata que juega políticamente con Paco Pérez. El vicegobernador selló en ese distrito un acuerdo con los concejales radicales que responden a Julio Cobos y logró erigir un presidente del cuerpo opositor a Difonso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here