Confirman la tendencia del Congreso a rechazar el proyecto de despenalización del aborto

En Diputados, el resultado de la votación sería muy reñido pero en el Senado la mayoría que, por ahora, se inclina por el no, es abrumadora. Muchos legisladores aún no dieron a conocer su postura y lo harían una vez que concluyan los plenarios de comisión

El inicio del debate sobre la despenalización del aborto dejó señales que confirman las presunciones: será muy difícil para los impulsores de esta iniciativa conseguir una mayoría legislativa. Al menos, eso es lo que se desprende de las expresiones de los parlamentarios que escucharon los primeros testimonios.

La cámara de Diputados dio inicio al debate en el plenario de comisiones. Cada legislador puede invitar a cuatro expositores, quienes durante siete minutos deberán justificar su postura a favor o en contra de la iniciativa.

En total serán más de mil expositores los que pasarán por las audiencias que se realizarán hasta fines de mayo todos los martes y jueves entre las 10 y las 18 por la Sala C del Anexo de Diputados y que involucran a las comisiones de Legislación General, Salud, Familia y Legislación Penal, todas a cargo del oficialismo.

Allí fueron girados ocho proyectos sobre interrupción voluntaria del embarazo, encabezados por el de la Campaña por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito, la propuesta troncal en discusión.

Además de la iniciativa de la Campaña por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito, que encabeza Victoria Donda, presentaron propuestas los macristas Sergio Wisky y Marcelo Wechsler, los kirchneristas Daniel Filmus y Mayra Mendoza, Teresita Villavicencio -del bloque de Martín Lousteau- y Araceli Ferreyra, del Movimiento Evita. Con algunos matices, todos proponen despenalizar el aborto hasta la semana 14 de gestación.

Distintas asociaciones realizaron consultas a los diputados para saber su posición frente a esta iniciativa. A diferencia de otros debates en el que se imponía la postura del bloque, en este caso los legisladores tendrán libertad de conciencia.

LEÉR MÁS  El Colegio de abogados denunció a un conocido letrado por abuso a jóvenes colegas

Tanto en las fuerzas que integran el oficialismo de Cambiemos (el PRO y el radicalismo), como en las distintas vertientes de mayoría peronista, hay posiciones bastante disímiles.

En la cámara baja, se espera que la votación muy reñida. Además, no todos los legisladores –ya sea porque aún no se definieron o quieren evitar las críticas- dieron a conocer el sentido de su decisión.

El diputado macrista Daniel Lipovetzky, titular de la comisión de Legislación General, dijo que tiene la “sensación” de que hay un “poquito más” de votos que podrían estar a favor de la legalización del aborto.

“La sensación que uno tiene es que hoy hay un poquito más de números a favor”, expresó en diálogo con radio La Red, aunque remarcó que “hay un cuarto de diputados que todavía no tiene la decisión tomada y son los que, en definitiva, van a terminar tirando la balanza de un lado o del otro”.

En la actualidad, de los 257 miembros de la cámara baja, 98 se manifestaron a favor y 112 en contra. Del resto, se cree que muchos apoyan, pero aún no quieren exteriorizar su opinión. Los indecisos indican que esperarán que termine la ronda de consultas para poder definirse. Los últimos en hacerlo fueron los del Frente Cívico por Santiago, que rechazarán la iniciativa.

El legislador sostuvo que es un tema “que divide a la sociedad y también divide al Congreso”, por eso cada diputado “va a poder proponer una cantidad determinada de expositores”, como “juristas, médicos, sanitaristas, representantes de algunas religiones”.

Pero en el Senado se frenaría el proyecto. Su presidente provisional, Federico Pinedo, quien tiene una postura contraria a la despenalización, dijo que si prospera el proyecto en la Cámara de Diputados, cuando llegue a la cámara alta la mayoría de los miembros votaría en contra.

LEÉR MÁS  La inflación en Mendoza llega al 50% liderada por naftas y tarifas

En este sentido, el presidente provisional del Senado recordó que Argentina tiene dos leyes para prevenir los abortos: una ley de educación sexual y otra de salud reproductiva. “Hay que hacer un esfuerzo mayor para estar cerca de las mujeres y que no lleguen a esa situación, porque también hay muchos delitos y eso no quiere decir que los tengamos que legalizar”, agregó.

La despenalización del aborto podría fracasar en el Senado, donde el rechazo a la iniciativa que impulsan sectores feministas, sociales y políticos está muy cerca de alcanzar la mayoría absoluta de 37 votos, es decir, la mitad más uno de la Cámara alta.

Ya hay 28 senadores que se manifestaron en contra y solo 12 lo hicieron a favor. Una gran proporción de aquellos que prefirieron no contestar se inclinarían por el rechazo a habilitar la interrupción voluntaria del embarazo antes de las 12 semanas de gestación.

Además, la cifra de voluntades negativas anticipadas está muy cerca de la mayoría absoluta (37 votos sobre los 72 miembros del Senado), lo que bloquearía cualquier posibilidad de que pueda avanzar una ley de esas características.

A diferencia de lo que ocurre en Diputados, en la Cámara alta no se han presentados proyectos para legalizar o despenalizar el aborto,

El kirchnerismo está dividido y también votará con libertad de conciencia, tal como anticipó el jefe de la bancada, el neuquino Marcelo Fuentes, quien manifestó su apoyo a la despenalización del aborto.

La ex diputada nacional del kirchnerismo Diana Conti consideró que “es posible” que Cristina Kirchner como senadora nacional “vote a favor del aborto”, a pesar de que durante sus dos mandatos presidenciales se mantuvo en contra.

Conti fundamentó su opinión en la influencia de la hija de la ex presidenta (que se manifestó a favor de la despenalización) tiene sobre ella.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here