Por Pablo Icardi para VP

Había “caminado” la campaña con un resultado casi cantado luego de las elecciones primarias. Simple, siempre en término medio, sin confrontar, diciendo lo que la gente quiere escuchar. Bien a su estilo. Julio Cobos ganó ampliamente las elecciones legislativas, pero ganó mucho más que una banca en la Cámara de Diputados. Ratificó su empatía con el electorado mendocino, se consolidó como líder de la UCR (logrando hasta el apoyo de sus opositores) y subió un escalón más en su carrera por protagonismo nacional. Así, para Cobos el Congreso es un paso más para llegar a su verdadero objetivo: Balcarce 50. “Ganamos, pero no derrotamos a nadie”, dijo Cobos, citando sin citar a Raúl Alfonsín y siempre en el mismo tono que usó en toda la campaña. Y es que el vicepresidente sigue en el mismo registro.

La UCR rozó el 48% de los votos, superando lo que había pasado en las primarias. El PJ sufrió una dura derrota que era esperable, pero que tendrá más repercusiones de lo esperado: aunque los intendentes intentaron ponerse la campaña al hombro para remontar el resultado en su territorio. Pero no alcanzó. Y de hecho el oficialismo apenas repitió el desempeño de las primarias, con casi el 27%. Tampoco lograron “salvar la ropa” colocando un segundo legislador nacional.

Pero el gran dato de las elecciones fue el logro del Frente de Izquierda, que obtuvo más del 15 por ciento de los votos y tendrá una importante representación política: al menos un legislador nacional tres diputados, un senador y varios concejales. El panorama político cambia (ver aparte).

LEÉR MÁS  “Vienen dos o tres meses difíciles”

La fiesta radical

Como si fuera un boxeador, Cobos entró al comité radical con cortina musical propia, papelitos volando por el aire, guardaespaldas y cientos de militantes aplaudiendo. En ese grupo había incluso muchos dirigentes radicales que hasta hace pocos meses lo enfrentaban. El arrastre de Cobos llevará al Congreso a Patricia Giménez, la ex funcionaria que enfrentó al Indec y a Luis Petri, actual diputado provincial. Así ganará un lugar que había perdido por la salida del peronista Enrique Thomas (que había ingresado de la mano de la UCR en 2009). Los radicales no consiguieron el objetivo de lograr que ingresara Graciela Cousinet (de Libres del Sur). El radicalismo ganó en toda la provincia, a excepción de San Rafael, Lavalle (donde hubo un empate técnico) y Santa Rosa.

Cobos dijo que la UCR es una alternativa de Gobierno, pero puso mesura. Y la misma mesura tuvo Alfredo Cornejo, presidente del radicalismo local. “Es un muy buen resultado, pero hay que tomarlo con humildad”, dijo. Y la base de ese discurso tiene un dato sólido: hace 4 años el radicalismo obtuvo un triunfo histórico frente al PJ.

Parecía que en 2011 volvía al poder. Pero ocurrió otra cosa. Por eso ahora apuntan a consolidar una estructura partidaria más sólida. Y ese esquema tendrá un ensayo importante en marzo, cuando se realicen las elecciones de concejales en Capital. Esa será una especia de prueba de transición entre dos sectores eternamente enfrentados: el cobismo y los seguidores de Iglesias y Fayad.

LEÉR MÁS  Macri: "Hoy el mundo reconoce que estamos haciendo las cosas bien"

Por ahora Cobos mantiene su record personal de no haber perdido elecciones a pesar de que pertenece a un partido que hoy no está en el poder. Fue Gobernador con la UCR, vicepresidente con el Frente para la Victoria y ahora será diputado nacional opositor.

“La UCR va a ser alternativa en la provincia y la nación”

Aunque Cobos será legislador por primera vez, le debe gran parte de su caudal político a dos intervenciones en el Congreso: su famoso voto no positivo contra la resolución 125 con el que desempató en el Senado frenó las retenciones móviles. Y su otro desempate para aprobar la aplicación del 82% móvil para los jubilados. Cobos no se olvidó de ello y siguió haciendo promesas. “Asi como una vez voté a favor de la paz social, otra vez por los jubilados y ahora voy a votar por todos los mendocinos”, dijo al cerrar su discurso.

Hizo una campaña simple, tomando las principales demandas latentes de la sociedad y transformándolas en consignas. Ahora Julio Cobos asegura que buscará transformar las propuestas en leyes.

LEÉR MÁS  El Gobierno le quitó un área a YPF adjudicado al grupo Vila-Manzano

Como había hecho en las PASO buscó dar un mensaje conciliador y para ello tomó prestada una frase de Raúl Alfonsín. “Ganamos pero no derrotamos a nadie”, dijo, aludiendo al discurso que hace 30 años dio Alfonsín al ganar las primeras elecciones de la nueva democracia. “Asumimos esta nueva responsabilidad para que llevemos las propuestas y transofrmlas en leys.Muchas gracias a todos los mendocinos”, fueron las primeras palabras de Cobos luego de la victoria. Para festejar esperó el llamado de los candidatos del oficialismo, Alejandro Abraham y Omar Félix. No lo llamó Pérez, pero sí Ciurca.

A la hora del análisis, el ex vicepresidente dijo que el objetivo es recuperar el poder. “El radicalismo va a ser una alternativa en la provincia y en la Nación. Tenemos las puertas abiertas para otras fuerzas, dentro del marco de las diferencias que podamos tener. Pero los acuerdos los vamos a hacer entre partidos. Luego los presidentes tienen que definir la mejor estrategia”, aseguró, mirando la posibilidad de retomar el camino de alianzas junto al Frente Amplio Progresista.

A la hora de criticar al Gobierno, pidió que escuchen el mensaje de las urnas. “Laciudadanía está esperando que el Gobierno tome la agenda de los problemas reales”, dijo.

Aunque difícilmente tenga algún eco, tuvo un mensaje hacia Cristina. “A la presidenta le envío un saludo y una pronta recuperación”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here