Los funcionarios más acaudalados del gabinete de Mauricio Macri invierten arriba del 80% de su patrimonio en el extranjero

gab

gab2

gab3

gab4

Mientras el Gobierno intenta desde hace 20 meses atraer inversiones a la Argentina, una buena parte de los ministros elige preservar sus bienes en el exterior.

Pese a que el Presidente ya repatrió sus bienes en el primer año de gestión, el 43% de los activos de su gabinete está radicado fuera del país, según se desprende de un análisis realizado por LN Data.

Según detalla el diario La Nación, la balanza está inclinada por “el grupo de los 100 millones”: los funcionarios más acaudalados del gabinete invierten arriba del 80% de su patrimonio en el extranjero.

El jefe de los espías, Gustavo Arribas, declaró $ 108 millones fuera de la Argentina; el ministro de Energía, Juan José Aranguren, informó $ 88 millones, y el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, declaró $ 85 millones en el exterior.

La tendencia está en ascenso. El dinero en el exterior es casi un 50% más que el año pasado. Es decir, mientras la mayoría de los funcionarios ya se desempeñaba en la función pública.

Se procesó casi 70 declaraciones juradas de los principales funcionarios del Gobierno. Son $ 365 millones los que están fuera del país.

Ni siquiera la actitud de Mauricio Macri pudo frenar esta tendencia. Tras el escándalo de los Panamá Papers, el Presidente decidió repatriar buena parte de sus activos. En el último año sólo informó una propiedad en Uruguay por $ 6 millones.

“Cada uno tiene que hacer lo que le parezca que le conviene. A la Argentina le va a ir muy bien”, les sugirió a sus ministros. Pero pocos se animaron.

¿Cuál es la inversión más habitual? No se trata de complejas inversiones financieras. Un 60%, es decir $ 218 millones, está depositado en bancos extranjeros. Las sociedades, los bienes más difíciles de descifrar, se llevan el 20% ($ 72 millones) y otro 10% son inversiones inmobiliarias en Brasil y Uruguay.

El titular de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), el funcionario más rico del gabinete, con $ 126 millones, guarda el 86% de su patrimonio fuera del país.

“Es lógico, vivió una década en el exterior. Arribas nunca sacó la plata de la Argentina, directamente la hizo en Brasil”, plantearon en su entorno. No quisieron hacer declaraciones sobre una posible repatriación de sus bienes.

El ex representante de futbolistas vivió una década en San Pablo, donde todavía conserva ocho inmuebles. Declaró sociedades en Brasil por casi $ 52 millones.

Sus activos, sin embargo, llegan hasta Suiza, una de las jurisdicciones más opacas para el manejo de capitales. Declaró dos cuentas bancarias por $ 42 millones.

El patrimonio de Aranguren generó polémica durante los primeros meses de su gestión por un posible conflicto de intereses que generaban sus acciones en Shell. El ministro de Energía y ex CEO de la petrolera decidió venderlas, pero dejó su dinero en el exterior. El 84% de su patrimonio ($ 88 millones) está depositado en un banco extranjero.

Sturzeneger, el hombre que regula la política monetaria, tiene el 70% de su patrimonio ($ 20 millones) en otros países.

La mayoría son bonos de empresas argentinas que cotizan en el exterior, como YPF, Pan American Energy, IRSA y Banco Macro, que suman $ 10,5 millones. También tiene bonos estadounidenses y depósitos en bancos extranjeros.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here