Carrió dijo que el PJ la fue a buscar

Elisa Carrió ratificó este domingo su pertenencia a Cambiemos y contó que desde el peronismo la contactaron en marzo para ver si iba a dejar el gobierno. Alertó sobre un “golpismo con crisis cambiaria”.

La diputada de Cambiemos Elisa Carrió atribuyó este domingo la sensación de crisis que se vive desde fines de abril a que en la Argentina existe “un golpismo con crisis cambiaria”, motivo por el cual valoró el convenio con el Fondo Monetario Internacional, al que calificó como “un gran acuerdo anti golpe”.

“Acá lo que hay es un golpismo con crisis cambiaria. A mí en marzo me pregunta alguien del PJ si voy a romper o no. Y si puedo hacer alianza con algunos peronistas, y me dan nombres, como Julián Domínguez. Yo dije que no rompo, pero parece que todos apuestan a eso”, señaló Carrió en declaraciones al programa Periodismo Para Todos, que se emite por Canal 13.

Carrió apuntó que “no pudieron con el golpe civil, porque la diferencia con 2001 es que hay reservas. No es que se necesita el dinero del Fondo, pero es un gran acuerdo anti golpe”. Incluso, confió que la situación planteada “era previsible, porque cuando tenés un país que se quedó sin reservas, que tenés que salir de una convertibilidad tarifaria, vas a tener problemas”.

LEÉR MÁS  Un juez sanjuanino culpó a Thelma Fardin por haber sido violada: "Usó el arte de seducir"

“Lo que nunca me imaginé es que podíamos pasar dos años y medio de gobierno sin represión, sin muertos. Con un gobierno republicano, democrático. Con todos los errores, pero que se van rectificando. Estoy contentísima”, se despachó Carrió sobre la gestión del presidente Mauricio Macri.

Sin embargo, advirtió que “construir otra Argentina tiene costos”, y en esa dirección, apuntó: “Creo que vamos a vivir seis meses muy difíciles porque esto tiene un precio. Si a vos te robaron un país y no dijiste nada, el precio se paga”.

“Podés ajustar de dos maneras. Hay un gasto estéril que tenés que eliminar. Vialidad bajó un 40% de gastos sólo por corrupción y se están haciendo rutas que son una maravilla”, resaltó.

Por otra parte, la líder de la Coalición Cívica insistió en que “hay una unidad que no se va a romper y ese es el problema de algunos” y explicó: “En el momento de la crisis, cerca de las presidenciales, algunos quieren poner en jaque al Presidente para que ceda cargos. Para eso necesitan que dos fuerzas debiliten al Presidente y le digan ‘mirá, queremos estos cargos'”.

LEÉR MÁS  Maipú abre hoy el calendario vendimial: una de ellas será la nueva Reina

Al ser consultada sobre el futuro de Macri, consideró: “Creo que quiere ir a la reelección y yo la voy a sostener”. “No tengo interés en ningún cargo. Quiero que gane Cambiemos en elecciones pacíficas y que haya transparencia en el financiamiento de campaña. En Ciudad se logró, en otros lados parece que no”, añadió Carrió.

Asimismo se refirió a las críticas por sus chicanas a la UCR: “No se me perdona que hice una alianza. Que estoy en la Rosada o en Olivos con María Eugenia (Vidal), Horacio (Rodríguez Larreta), con Marcos (Peña), diciendo este bloque no se mueve. Y juego mucho con el diputado Mario Negri, que también es institucionalista, no como otros, que de hecho vienen del kirchnerismo”.

Carrió habló también de los “ataques” que recibió los últimos días, que atribuyó a dos proyectos que se aprobaron hace dos semanas en la Cámara de Diputados. A su juicio, desde la oposición pensaban que “ahora empezamos a ganarles las votaciones”, y sin embargo logró que se aprobaran dos leyes importantes como la del Banco de Alimentos y la urbanización de villas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here