El ex ministro de Planificación Federal y actual diputado nacional Julio De Vidocomenzará este miércoles ser juzgado por la tragedia de ferroviaria de Once, que dejó 52 muertos. Será el primer juicio oral en contra del ex funcionario. El tribunal a cargo del proceso fijó el cronograma de las primeras audiencias, pidió un dispositivo especial de seguridad y tiene previsto dar su veredicto en el primer semestre del año que viene.
El juicio comenzará a las 9:30 en la sala AMIA de los tribunales de Comodoro Py, en el barrio de Retiro. Es la sala más grande y lleva el nombre de la causa del atentado terrorista porque se inauguró para juzgar ese caso, en diciembre de 2011. Junto con De Vido está acusado Gustavo Simeonoff, quien era titular de la Unidad de Renegociación y Análisis de Contratos de Servicios Públicos (UNIREN).

La tragedia de Once ocurrió el 22 de febrero de 2012 cuando un tren de la línea Sarmiento chocó en la estación de Once y fallecieron 52 personas y más de 700 resultaron heridas.La explotación del Sarmiento estaba a cargo de la empresa Trenes de Buenos Aires (TBA) y con el contrato vencido.

El ex ministro de Planificación Federal y actual diputado nacional Julio De Vidocomenzará este miércoles ser juzgado por la tragedia de ferroviaria de Once, que dejó 52 muertos. Será el primer juicio oral en contra del ex funcionario. El tribunal a cargo del proceso fijó el cronograma de las primeras audiencias, pidió un dispositivo especial de seguridad y tiene previsto dar su veredicto en el primer semestre del año que viene.

El juicio comenzará a las 9:30 en la sala AMIA de los tribunales de Comodoro Py, en el barrio de Retiro. Es la sala más grande y lleva el nombre de la causa del atentado terrorista porque se inauguró para juzgar ese caso, en diciembre de 2011. Junto con De Vido está acusado Gustavo Simeonoff, quien era titular de la Unidad de Renegociación y Análisis de Contratos de Servicios Públicos (UNIREN).

LEÉR MÁS  Sanjuanina prostituía y abusaba sexualmente de sus 3 hijos

La tragedia de Once ocurrió el 22 de febrero de 2012 cuando un tren de la línea Sarmiento chocó en la estación de Once y fallecieron 52 personas y más de 700 resultaron heridas.La explotación del Sarmiento estaba a cargo de la empresa Trenes de Buenos Aires (TBA) y con el contrato vencido.

Las audiencias en este segundo juicio serán todos los miércoles. En la primera, de mañana, está previsto que se lean los requerimientos de elevación a juicio con las acusaciones de la Fiscalía, de la Oficina Anticorrupción y de las cuatro querellas que representan a familiares de las víctimas de Once.

Para mañana los jueces del Tribunal Oral Federal 4, Pablo Bertuzzi, Néstor Costabel y Gabriela López Iñiguez, le solicitaron a la Cámara Federal de Casación -su superior- y al destacamento que la Policía de la ciudad tiene en Comodoro Py un dispositivo especial de seguridad. Es porque los familiares de la tragedia tienen previsto estar presentes en el juicio y manifestarse en la puerta de los tribunales. El tribunal tendrá una cuarta integrante, la jueza federal de Tierra del Fuego Ana D’Alessio.

Ya lo hicieron muchas veces y nunca hubo incidentes. Pero como medida preventiva habrá, además de la seguridad habitual de Comodoro Py, dos equipos de contención de la Unidad de Intervención Territorial (DUIT), otro del escuadrón antibombas y personal de video para grabar, le dijeron a Infobae los encargados de ese operativo.

La lectura de las acusaciones llevará algunas horas, cerca de tres, previeron las fuentes consultadas. Los jueces le propondrá a las partes leer solo los hechos que se juzgan y la calificación legal para agilizar ese tramo del juicio. Si hay tiempo, las partes comenzarán con lo que se conoce como cuestiones preliminares.

LEÉR MÁS  El ejecutivo nacional eliminará 600 nombramientos políticos

Se trata del momento que tienen para pedir nulidades, prescripciones, cosa juzgada o cualquier otro planteo. Luego las contrapartes deberán responder. Si no se puede en la primer audiencia, se hará en la segunda .

Después de ese tramo del juicio llegarán las indagatorias de los acusados, en una tercer audiencia. De Vido y Simeonoff podrán declarar, contestar preguntas o negarse a hacerlo, tal cuál es el derecho que les otorga la ley. Si no es esta etapa, los acusados pueden pedir declarar en cualquier momento del juicio.

Después de las indagatorias, los dos acusados no tendrán la obligación de concurrir al juicio. Recién tendrán que hacerlo nuevamente cuando sean los alegatos.

Terminadas las indagatorias comenzará la declaración de los testigos. El cronograma del tribunal lo prevé para la primera semana de noviembre.

Está prevista la declaración de cerca de 80 testigos, entre ellos algunos ex funcionarios de los gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner como Florencio Randazzo, quien se hizo cargo de la política ferroviaria después de la tragedia de Once; los ex ministros de Economía Roberto Lavagna y Miguel Ángel Peirano. También Leandro Despouy, ex titular de la Auditoría General de la Nación, organismo que elaboró un informe que fue prueba en el primer juicio, Manuel Garrido, ex fiscal de Investigación Administrativas, Rubén “Pollo” Sobrero, dirigente gremial de la línea Sarmiento.

Con los testigos el juicio continuará hasta fin de año. Se prevé -aunque el tribunal todavía no lo resolvió- que en la feria judicial de enero el juicio entre en receso y retome en febrero con el regreso de la actividad.

La dinámica del juicio -puede haber declaraciones extensas, nuevos testigos, planteos que retrasen las audiencias- hace difícil prever de manera exacta la agenda. Pero el tribunal tiene previsto dar a conocer su veredicto en el primer semestre del próximo año.

LEÉR MÁS  Horas críticas para la tripulación del ARA San Juan, se estaría agotando el oxígeno

Antes estarán los alegatos. Es el momento en el que las partes hacen sus pedidos de condena o absolución. El fiscal será Juan García Elorrio y hay cinco querellas. Las cuatro de los familiares de las víctimas fueron unificadas y estarán a cargo de los abogadosLeonardo Menghini Rey, tío de Lucas Menghini, quien fue encontrado muerto dentro del tren dos días después del choque, y de Javier Moral. Pero hicieron planteos para ir separados porque no comparten la misma estrategia. Una de las querellas es representada por Gregorio Dalbón, abogado civil de la ex presidente Cristina Kirchner, y que fue expulsado del primer juicio de Once por mal compartamiento.

Por su parte, los abogados de De Vido son Maximiliano Rusconi y Gabriel Palmeiro, quienes asumieron ayer después que el viernes renunciaron los anteriores defensores del ex ministro. Simeonoff tendrá a la defensora oficial Paola Bigliani.

Los ex funcionarios están acusados de los delitos de estrago culposo agravado y administración fraudulenta por los que pueden ser condenados a una pena máxima de 11 años de prisión.

Ambos llegan a juicio con un mal antecedente. En diciembre de 2015 finalizó el primer juicio por la tragedia de Once y el Tribunal Oral Federal 2 condenó a los ex secretarios de Transporte Jaime, a la pena única de seis años de prisión, y Schiavi, a ocho años; a Sergio Cirigliano, dueño de TBA, a nueve años; a 17 ex directivos de esa compañía; y a Marcos Córdoba, el motorman que manejaba el tren, a tres años y seis meses.

De todos los condenados solo está preso Jaime y por otras causas. Es porque Casación todavía no resolvió si confirma las condenas.

En ese primer juicio, el tribunal ordenó investigar a De Vido y a Simeonoff que mañana comenzarán a ser juzgados. Con el ex ministro de Planificación Federal ya fuera del poder fue procesado en esta y otras causas vinculadas a la corrupción en la obra pública y la política ferroviaria.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here