Los empleados de la embajada son Elizabeth Hunderland, David Mutt y Kelly Keiderlinh, y, según anunció el presidente Maduro, los funcionarios estadounidenses tienen 48 horas para abandonar el país, informó desde el estado Falcón, al occidente de la nación suramericana, en el marco de la entrega del Plan de la Patria 2013-2019 a la Asamblea Nacional.

“He ordenado al canciller Elías Jaua que expulse a tres funcionarios de la embajada de EEUU. Tienen 48 horas para abandonar el país. ¡Fuera! quedan expulsados. No me importa las acciones que tome el gobierno de Barack Obama”, afirmó Maduro.

El mandatario informó que han detectado y seguido “a un grupo de funcionarios de la embajada de EEUU en Caracas, estos se dedican a reunirse con la extrema derecha venezolana a financiar las acciones para sabotear el sistema eléctrico y económico”.

En este sentido, manifestó que le pedirá a los organos de justicia que actúen, debido a que este “grupo” está muy activo en Guayana y se han reunido con dirigentes sindicales y políticos de la derecha. “También se reunen con otros que se ponen boina roja para darle las puñaladas por de bajo a la patria”, alertó.

Calificó como una actitud hostil, ilegal e intervencionista de los funcionarios que violan las leyes internacionales.

“Esto no podrá ser aceptado, yo asumo la responsabilidad como jefe de Estado, no lo voy a aceptar. A nombre de la dignidad de este pueblo que está de pie yo pido el apoyo completo para este combate contra el intervencionismo y para preservar la paz de la República” subrayó.

Anunció la creación del Centro Estratégico de Seguridad y Protección de la Patria (CEPA), con el objetivo de articular y organizar planes para derrotar y neutralizar cualquier plan contra el país. Para ello, designó al mayor general Gustavo González López como jefe del organismo, quien en 2010 comandó la Milicia Nacional Bolivariana.

Instó a los venezolanos a no dejarse guiar por las “estrategias aventureras muchas veces criminales” de la “derecha fascista” que hace vida en Venezuela. Dijo que presuntamente este sector opositor mantiene “atajos” planificados sobre una arremetida contra la paz del país.

Denunció que la “derecha fascista nos quiere aplicar el modelo de Siria”.

El Gobierno venezolano ha condenado en diversas oportunidades las actutudes injerencistas de Estados Unidos, tanto con Venezuela como con otros países como Siria. En este marco, han sido diversos los incidentes que se han presentado.

A inicios de septiembre de este año, el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, cuestionó que Estados Unidos no concediera la visa a varios integrantes de la comitiva presidencial que asistirían al foro de coperación América del Sur-África, como parte de la Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU), en Nueva York, al noreste de Estados Unidos.

En ese mismo mes, el Canciller de Venezuela, Elías Jaua, denunció que el Gobierno de Estados Unidos negó el permiso de sobrevuelo al avión presidencial venezolano dentro de su territorio, concretamente en el espacio aéreo de Puerto Rico.

En marzo de este año, Venezuela suspendió los canales de diálogo con Estados Unidos, tras las declaraciones de la secretaria de Estado adjunta para Latinoamérica, Roberta Jacobson, quien criticó la transparencia electoral de Venezuela y la expulsión de sus diplomáticos.

Telesur

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here