Sigue la la cadena de sismos en Chile: 5 grados esta madrugada

Un “enjambre sísmico” sacude desde hace más de una semana el Cinturón de Fuego del Pacífico.

Un temblor de 5 grados Richter de magnitud sacudió hoy las regiones de Atacama y Coquimbo, en el norte de Chile, en una cadena de temblores que sacuden prácticamente todos los días al país vecino.

La sacudida de tierra ocurrió a las 05.24 horas locales (08.24 GMT) y su epicentro estuvo en el mar, a 31,6 kilómetros al suroeste de Huasco, a una profundidad de 31,6 kilómetros, en la región de Atacama, informó el Centro Sismológico Nacional, de la Universidad de Chile.

El Servicio Hidrográfico y Oceanográfico de la Armada (SHOA), aseguró en tanto que el sismo no reunió las condiciones necesarias para generar un tsunami en las costas de Chile.

En tanto, la Oficina Nacional de Emergencia (Onemi), indicó que en Atacama, el sismo se percibió con intensidad IV de la escala internacional de Mercalli en Huasco, Vallenar y Alto del Carmen, y III en otras localidades de la zona, incluida la ciudad de Copiapó, la capital regional.

En Coquimbo, la intensidad fue también IV en La Serena, la capital regional, el vecino puerto de Coquimbo y el La Higuera, y III en otros puntos de la zona.
“No se reportan daños a personas, alteración en servicios básicos o infraestructura producto de este sismo”, indicó la Onemi.

LEÉR MÁS  El candidato brasileño Bolsonaro sale de cuidados intensivos

El viernes, un sismo de  5,8 grados de magnitud sacudió Atacama, Coquimbo y Valparaíso, en el norte y centro de Chile, en una cadena de temblores en el Cinturón de Fuego del Pacífico que enciende todas las alertas.

Antes había temblado en Panamá y Ecuador, además de en las islas Fiji,. que tuvo un remezón de 8 grados, y en Japón, donde se calcula que hay más de 19 muertos.

En Ecuador el movimiento fue de 6,6  grados la noche del jueves y dejó daños en viviendas y destrozos.

El 16 de septiembre del 2016 un terremoto de 8,4 grados Richter causó en varias regiones del norte y centro de Chile una quincena de muertos, unos 6.000 damnificados, más de un millar de viviendas destruidas y cuantiosos daños en infraestructura.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here