Un tradicional evento que se realiza todos los 1 de enero en una localidad croata acabó en tragedia luego de que dos personas perdieran la vida. “Desde el hotel nos habían advertido que no debíamos entrar al mar por los fuertes vientos”, dijo un testigo.

Dos hombres murieron y varios resultaron heridos durante una tradición que se celebra cada 1 de enero, donde decenas de bañistas bajan al mulle debajo del hotel Jadran, en Rijeka, Croacia, para recibir un nuevo año nadando en el mar.

LEÉR MÁS  Se agrava la situación en Hawaii por la erupción del volcán Kilaue

Sin embargo, en esta oportunidad el mar estaba embravecido y no era aconsejable meterse en el agua, sobre todo por la gran cantidad de rocas que rodea la zona. De todas maneras, un grupo de turistas no quiso perderse la oportunidad y se zambulló.

“Desde el hotel nos habían advertido que no debíamos entrar al mar por los fuertes vientos, pero el tiempo se estaba calmando. Acordamos que no nadaríamos, sólo nos quedaríamos allí parados. No obstante, las olas eran tan altas que se produjo la tragedia”, contó Josip Povresenic, uno de los organizadores del evento que presenció la tragedia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here