Iván Arrache cree que el futuro de Puerto Rico no está en EE.UU. sino en España. La organización que lidera fue fundada de forma oficial y legal en el 2012 y actualmente, según ha afirmado Arrache en una entrevista con RIA Novosti, cuenta con ”unos 30.000 simpatizantes: tanto legales como informales”. Al mismo tiempo, opina que la unión de la isla caribeña al territorio español debería realizarse bajo condiciones ”especiales”, según el activista.

”No aspiramos al mismo trato que tiene una ciudad promedio en la península española, aquí estamos hablando de una Comunidad Autónoma de Ultramar, estamos hablando de un trato diferente en materia de impuestos, arbitrios y comercio respecto a España y la Unión Europea. […] Cabe aclarar que con España sería juntos, pero NO revueltos, eso es Autonomía para Puerto Rico”, ha explicado Arrache.

LEÉR MÁS  Irak arremete contra el EI en la frontera con Siria

La asociación Autonomía para Puerto Rico tiene vínculos con una serie de organizaciones españolas, ”algunos funcionarios incluso en funciones han mostrado su agrado y simpatía”, ha señalado el activista. Sin embargo, ha subrayado que no están recibiendo ninguna financiación de España. ”Nunca hemos recibido ni un solo centavo de ninguna institución o fundación desde España”, ha asegurado Arrache.

LEÉR MÁS  Estuvo preso 39 años y era inocente

”Queremos que dejen de subordinarnos”

”La situación política de Puerto Rico no nos gusta porque la sufrimos, no tenemos democracia, aquí no se vota por ningún presidente, ni por congresistas, encima de eso no tenemos la capacidad de negociar y/o comerciar con el resto del mundo, Estados Unidos controla en forma de monopolio nuestro comercio y la situación es deprimente económicamente hablando”, ha indicado el activista.

LEÉR MÁS  Brasil: la nueva reforma jubilatoria prevé 40 años de aportes

”No tenemos problemas con la política en EE.UU., solo que Puerto Rico NO es EE.UU., esta isla no está integrada políticamente a EE.UU. Entonces ellos allá tienen un sistema político muy bueno, libertad, progreso económico y la posibilidad de tener ciudadanos felices, solo que nos privan a nosotros de esos mismos derechos. La alternativa política que nosotros impulsamos no tendría ningún problema con tener a EE.UU. como amigo, solo que queremos que dejen de subordinarnos”, ha concluido el líder de la asociación.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here