López Obrador lleva a la izquierda al poder en México

Los boca de urna lo daban ganador con más de 40% de los votos, cerca de 20 puntos por encima de sus rivales.

El centroizquierdista Andrés Manuel López Obrador se encaminaba al cierre de esta edición a conseguir la presidencia de México en su tercer intento, según indicaban los primeros datos a boca de urna.

De acuerdo con Televisa y el diario El Financiero, López Obrador lograba el 49% de los votos, bien delante de sus rivales de los partidos tradicionales: Ricardo Anaya, impulsado por una coalición de derecha e izquierda (PAN, el PRD y Movimiento Ciudadano), obtenía el 27% de los sufragios, mientras que José Antonio Meade, del oficialista Partido Revolucionario Institucional (PRI), llegaba al 18%.

Es esta la tercera vez que se postula a la presidencia después de sus intentos en 2006, donde perdió ante Felipe Calderón del Partido Nacional (PAN), y en 2012, ante Enrique Peña Nieto, del Partido Revolucionario Instituiconal (PRI).

“Este es un día histórico”, dijo a la prensa López Obrador antes de votar en unas elecciones marcadas por la violencia que dejó más de un centenar de políticos brutalmente asesinados en menos de un año.

LEÉR MÁS  La CNN demanda a Donald Trump por quitarle la credencial de la Casa Blanca a un periodista

Segun las encuestas de Televisa y El Financiero, Claudia Sheinbaum, la candidata del partido de López Obrador, ganó la jefatura de Gobierno de Ciudad de México con entre el 47,5 % y el 55,5 % de los votos.

El partido Morena, de López Obrador, también vencía en varios estados donde se elige gobernador. Lopez Obrador, o AMLO, como se lo conoce entre los mexicanos, se presenta como el candidato antisistema.

Además de elegir presidente, unos 89 millones de mexicanos fueron convocados para votar gobernadores, alcaldes, senadores y diputados locales y federales entre los más de 18.000 puestos en disputa. Se trata de la primera vez que se eligen tantos cargos en un solo proceso.

Las elecciones ponen fin a la campaña electoral “más sangrienta” de la historia reciente de México, con al menos 145 políticos asesinados desde septiembre (de ellos 48 eran precandidatos y candidatos), cuando se inició el proceso electoral, según la consultora Etellekt.

Todos los candidatos han prometido luchar contra la violencia y la corrupción. Pero López Obrador, de 64 años, ha sabido capitalizar ese hartazgo en México, tras un sexenio de gobierno de Enrique Peña Nieto, marcado por la corrupción y denuncias de violaciones a derechos humanos.

LEÉR MÁS  Frágil tregua entre Palestina e Israel tras intensos ataques

En su proyecto de nación 2018-2024, AMLO pretende un rescate del campo, revisar millonarios contratos derivados de la reforma energética, un gobierno “austero, sin lujos ni privilegios” y reducir sueldos de altos funcionarios públicos hasta en un 50%. Todo para incrementar programas sociales y reducir la pobreza.

Muchos mexicanos y analistas le critican una retórica “populista” que podría conducir al país por la misma senda de la crisis económica en Venezuela.

Para la OEA, armonía y participación

La jornada electoral en México transcurrió ayer con “armonía” y con una “participación masiva” pese a la complejidad del proceso, en el que se elige un nuevo presidente y más de 18.000 cargos, indicó la misión de observadores de la OEA.

“Todo ha fluido bien”, dijo a la prensa el ex presidente de República Dominicana Leonel Fernández, jefe de la misión. “Lo que vemos es armonía, participación masiva (…) esperamos que siga así hasta el cierre de las casillas”.

Fernández dijo que pese a que se han registrado incidentes aislados, éstos no tienen ninguna repercusión electoral.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here