Los ministros de los 28 países de la alianza atlántica se reunieron en Bruselas para elaborar su reacción más formal a la mayor crisis europa en décadas: la anexión unilateral de la península de Crimea por parte de Rusia.

El secretario de Estado norteamericano, John Kerry, y los demás ministros, volvieron a condenar la anexión como una ”intervención militar ilegal” rusa, según dijo un funcionario de la alianza que resumió los resultados del encuentro en declaraciones a la prensa.

Entre los puntos acordados destaca la ”suspensión de toda cooperación práctica civil y militar” entre Rusia y la OTAN, aunque se mantendrán los contactos a nivel embajador para garantizar un canal de comunicación fiable, dijo el funcionario.

La fuente, que pidió no ser identificada por no estar autorizada a hacer declaraciones públicas, agregó que también se acordó evaluar medidas de defensa colectiva que ”podrían incluir posibles despliegues o refuerzos de los activos militares de los aliados en los países miembros del Este”, informó la agencia de noticias EFE.

Esas medidas también podrían incluir la revisión de los ejercicios de formación a corto plazo, el incremento del nivel de disposición de las fuerzas de la OTAN y la revisión y actualización de los planes militares de la alianza, agregó el funcionario.

La fuente añadió que el comandante supremo aliado en Europa, el general estadounidense Philip Breedlove, debe hacer recomendaciones concretas sobre esas medidas y dijeron que esperan resultados ”en las próximas semanas” o este mismo mes de abril.

Por el momento, una decena de aviones de Estados Unidos han reforzado la misión de vigilancia aliada en los países bálticos.

Además, se han enviado a Polonia y Rumania aparatos AWACS, que cuentan con un radar que alcanza 450 kilómetros, de forma que, sin entrar en el espacio aéreo ucraniano, pueden controlar cualquier movimiento en esa zona.

De cara a futuras rotaciones, han ofrecido sus contribuciones, además de Estados Unidos, países como Polonia, Alemania, Francia, Reino Unido, Portugal o Turquía.

”Seguiremos proporcionando un refuerzo apropiado y garantías visibles de la cohesión y el compromiso de la OTAN con la disuasión y defensa colectiva contra cualquier amenaza de agresión a la Alianza”, destacaron los ministros en su declaración.

Más temprano, el secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, desestimó afirmaciones de Rusia de que redujo el número de soldados desplegados en las últimas semanas en la frontera con Ucrania, al tiempo que le advirtió que reaccionará ”de forma acorde” si interfiere más en otras zonas de ese país como ya hizo este mes en Crimea.

”Lamentablemente no puedo confirmar que Rusia esté retirando sus tropas. Esto no es lo que estamos viendo”, aseguró.

Esta consolidación militar masiva no puede de ninguna manera contribuir a la baja en la escalada de la situación que todos queremos ver”, añadió Rasmussen.

Ucrania dice que hay hasta 100.000 soldados rusos en su frontera, aunque fuentes de la OTAN sitúan la cifra entre 35.000 y 40.000 efectivos equipados con tanques, vehículos blindados y aviones.
Telam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here