Gran Bretaña prohibirá las polémicas “terapias de conversión” sexual para gays

El gobierno británico impulsó un plan de acción para poner fin a las llamadas “terapias de conversión” psicológicas y médicas de las orientaciones sexuales, que suelen plantear “corregir”, por ejemplo, las tendencias homosexuales. El plan se basa en los datos reunidos en una encuesta en internet que recibió 108.000 respuestas de la comunidad LGTBI en Reino Unido

La primera ministra Theresa May prometió, según expuso el diario The Guardian, un “cambio real y duradero” en materia de derechos al colectivo de lesbianas, gays, transexuales y bisexuales. “Estas actividades son un error, y no estamos dispuestos a permitir que continúen”, sostuvo el gobierno.

En cuanto a la encuesta, un 2% de los consultados dijo haber sido sometido alguna vez a este tipo de prácticas y otro 5% que se las habían ofrecido en alguna ocasión, pero las rechazaron. Alrededor de la mitad de los encuestados que habían sido sometidos a una de estas terapias dijo que había sido dirigida por un grupo religioso, el 19% por un profesional sanitario y el 16% por un familiar o allegado.

LEÉR MÁS  Quisieron derrumbar su casa y dio vuelta la excavadora con cañitas voladoras

La propuesta forma parte de un plan de acción publicada hoy por la oficina de Igualdad, que se compromete, básicamente, a terminar con las prácticas de reorientación sexual, ya sea por vías legislativas, u otras. El financiamiento inicial que recibirá rondará los 4,5 millones de libras esterlinas (casi 6 millones de dólares).

El texto del proyecto gubernamental, de unas 30 páginas, tiene una serie de compromisos, que incluyen, además, mejorar la respuesta de la policía en homicidios de homosexuales y transexuales y un mayor respaldo a estudiantes y profesores. Asimismo, propone optimizar los servicios ligados a la identidad de género para personas transgénero.

La organización Stonewall, que defiende los derechos de los gays, definió a estas terapias como “cualquier forma de tratamiento o psicoterapia que pretende reducir o acabar con la atracción por personas del mismo sexo.

LEÉR MÁS  La ONU inspecciona un laboratorio de EEUU por experimentos con humanos y armas biológicas

En ese mismo sentido, May afirmó: “Me impactó cuántos encuestados dijeron no poder mostrar abiertamente su orientación sexual o evitar ir de la mano con sus parejas por miedo”, y agregó que “nadie debería tener que esconder quien es o a quien ama”.

Agencias ANSA y AFP

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here