El mercado petrolero mundial se recupera después del desplome, pero los precios del crudo ”no deberían ser inferiores” a 65 dólares por barril para que sea posible evitar choques económicos en la industria, ha dicho en una entrevista concedida a AP el ministro de Energía y Producción de Catar y presidente actual de la OPEP, Mohammed bin Saleh al Sada.

LEÉR MÁS  Cuba abre la consulta popular para cambiar su Constitución

Este precio será conveniente para la estable atracción de inversiones a la industria y la estimulación del suministro de esta materia prima en cantidades necesarias a nivel global, subrayó. Además, Saleh al Sada comentó la posibilidad de que los miembros de la OPEP y otras entidades interesadas vuelvan a la mesa de negociaciones para discutir la contención de la producción de crudo.

LEÉR MÁS  Maduro quiere que el FBI investigue su “atentado”

”Con respecto a las negociaciones: no hemos rechazado nada. Si los países de la OPEP y otros grandes productores deciden que es necesario reanudar las negociaciones, esta posibilidad existe como opción”, dijo. La próxima cumbre de la OPEP está prevista para el 2 de junio y tendrá lugar en Viena, la capital austriaca.

El Banco Mundial pronosticó para el presente año un incremento del precio del petróleo de 37 dólares americanos por barril a 41 dólares. La subida se debe a que se espera una disminución del excedente de producción en el mercado. Según los expertos, los precios de la energía subirán debido a que los mercados recuperaron el equilibrio después de un período de exceso de oferta.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here