”La misma campaña de bajo nivel que están haciendo ahora contra Fernando Haddad (Partido de los Trabajadores-PT) la hicieron contra mí” en la presidencial de 2010, afirmó en un mitin del que también participó su antecesor, Luiz Inácio Lula da Silva.
Rousseff, que había mantenido un bajo perfil en la campaña para el primer turno de las municipales, el 7 de octubre, optó por una participación intensa de cara a los ballottages de la semana próxima en San Pablo, Salvador de Bahía, Manaos y otras capitales. La presidenta estableció un paralelo entre ella y Haddad, el novato candidato petista, cuando dijo que ”los mismos argumentos usados contra mí están siendo usados contra Haddad, decían que yo era una madera, que no era competente para gobernar el país”.
Antes de hablar en San Pablo, la presidenta había participado en un mitin en Campinas, una importante ciudad del interior paulista. Las afirmaciones de Rousseff estaban dirigidas contra el derechista José Serra, candidato opositor a la alcaldía de la ciudad más grande del país y quien fuera su rival en las presidenciales de 2010, cuando la criticó calificándola como ”una madera que hace lo que le manda Lula”. De acuerdo con los últimos sondeos, Serra, del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), volverá a perder a manos de un petista. Según una encuesta de Datafolha –la encuestadora del diario Folha de São Paulo– publicada el viernes, Haddad tiene el 49% de las intenciones de voto de los electores de la más rica y políticamente influyente ciudad brasileña, frente a un 32% del candidato del PSDB. Si se excluyen los votos en blanco y los anulados, Haddad recibiría el 60% de los sufragios válidos contra sólo el 40% de Serra, a quien impulsa el actual gobernador paulista, Geraldo Alckmin. Los datos de Datafolha son prácticamente idénticos (49% a 33%) a los obtenidos por el Instituto Brasileño de Opinión Pública y Estadísticas (IBOPE).
El PT también tiene posibilidades de conquistar la alcaldía del nororiental estado de Fortaleza, donde Elmano Freitas, su candidato, tiene un 39% de las preferencias, técnicamente empatado con el líder de los sondeos, Roberto Claudio, del Partido Socialista Brasileño (PSB). En la meridional Curitiba, la disputa es encabezada por Gustavo Fruet, del Partido Democrático Laborista (PDT, aliado del gobierno Rousseff), quien según Datafolha marcha primero con un 52% de las intenciones de voto, frente al 36% de Ratinho Junior, del Partido Social Cristiano (PSC).
Las urnas del 28 de octubre definirán los alcaldes de 50 grandes ciudades –entre ellas 17 capitales estaduales–, donde en la primera ronda del 7 de octubre ninguno de los candidatos alcanzó la mayoría constitucionalmente exigida del 50% más un voto. «

LEÉR MÁS  Cómo obtener las entradas para las misas del Papa en Chile

Escrache al torturador de Rousseff

Militantes de organizaciones humanitarias brasileñas escracharon al militar retirado Homero César Machado frente a su departamento de San Pablo, después de que fuera denunciado por la presidenta Dilma Rousseff como uno de sus torturadores cuando fue presa durante la dictadura (1964-1985). ”Alerta vecinos, en este barrio vive uno de los máximos torturadores de la dictadura”, señalaron los activistas. En la puerta del edificio donde vive Machado dejaron una faja con la leyenda ”El que torturó a Dilma”. Machado fue denunciado como ”uno de los torturadores más salvajes”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here