Barcelona, por la consulta independentista

El Ayuntamiento de Barcelona aprobó ayer una moción de apoyo para celebrar el referéndum independentista previsto en Cataluña para el próximo 9 de noviembre. De ese modo, se convirtió en el primer municipio que respalda la iniciativa, que será defendida a lo largo de la semana por más de 600 distritos, informó Tiempo Argentino.

La propuesta pretende ”tensar todavía más la situación” y ”obligar” al gobierno del presidente Mariano Rajoy a abrir ”nuevas vías de diálogo”, explicaron en conferencia de prensa los presidentes de la Associació Catalana de Municipis (ACM), Miquel Buch, y de la Associació de Municipis per la Independència (AMI), Josep Maria Vila d’Abadal. Ambos adelantaron, además, que dos tercios del total de los municipios catalanes –que representan a 5 millones de habitantes– apoyarán la iniciativa.

A la espera de que el presidente catalán Artur Mas convoque oficialmente el referéndum, el desafío soberanista catalán entró en una nueva etapa el viernes después de que el Parlamento regional aprobara una Ley de Consultas. El gobierno nacional, del conservador Partido Popular (PP), aguarda a que esa norma se publique en el Boletín Oficial de Cataluña para apelarla ante el Tribunal Constitucional.

Con el referéndum de Escocia como telón de fondo, Mas instó a Rajoy a tomar como ejemplo al primer ministro británico, David Cameron, y no bloquear la consulta catalana. En el caso de Escocia, el plebiscito –que finalmente rechazó la independencia– se llevó a cabo tras un acuerdo entre el gobierno escocés y el británico, y ambas partes se comprometieron a aceptar el resultado.

Sin embargo, el Ejecutivo español se muestra inflexible ante la posibilidad de negociar algo similar. ”El Ejecutivo ha dejado bien claro que tanto la Ley de Consultas como la hipotética convocatoria de un referéndum serán objeto de recurso ante el Tribunal Constitucional”, reiteró ayer la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal.

Cospedal reiteró que ”Escocia y Cataluña son dos temas completamente distintos, tan distintos como que en el caso escocés se trata de distintos reinos que en su día dieron lugar a un Reino Unido y que se pretendía en su caso tomar una decisión de acuerdo con la legalidad vigente en el Reino Unido”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here