Los expertos en materia de defensa de la revista ‘The Bulletin of Atomic Science’ Hans M. Kristensen, Matthew McKinzie y Theodore A. Postol han publicado un informe en el que advierten del peligro que corre la humanidad como consecuencia del proceso de modernización de las fuerzas nucleares estadounidenses iniciado en 2009.
Los expertos han recordado que el programa de actualización de las fuerzas nucleares de EE.UU. se presenta al público como un esfuerzo para garantizar la fiabilidad y la seguridad del arsenal nuclear nacional y no para aumentar su potencial militar.
El programa implementa una nueva tecnología revolucionaria que puede mejorar significativamente la capacidad del arsenal nuclear balístico estadounidense y aumenta las posibilidades de las fuerzas de este país de ganar una guerra nuclear con el lanzamiento de ataques preventivos. ¿Cómo? Con los nuevos y mortíferos ‘super- detonadores’ MC4700 de ojivas W76-1/Mk4A de misiles balísticos Trident II , los cuales mejoran notablemente la precisión de los impactos y son especialmente eficaces contra instalaciones enemigas fortificadas, como los misiles nucleares en silos.
A juicio de los expertos, toda esta tecnología revolucionaria del detonador, que portan los submarinos estratégicos del país, tendrá importantes implicaciones para la seguridad global, por la sencilla razón de que Rusia, ante el peligro de ser atacada en un primer y demoledor ataque, se verá obligada a tomar contramedidas.
”Los planificadores rusos seguramente verán el avance en la capacidad de los detonadores como una posibilidad exclusiva de EE.UU. de lanzar un ataque nuclear preventivo: posibilidad cada vez más factible y que exigiría que Rusia llevara a cabo medidas que aumentarían aún más peligrosamente el alto grado de preparación de las fuerzas nucleares rusas”, explica el informe.
La idea del ataque preventivo contra la Unión Soviética figuraba en los planes del Pentágono desde finales de la década de los 40 y hasta los años 70 del siglo pasado, época en el cual entre Moscú y Washington se estableció una paridad de fuerzas de disuasión. Su postulado fundamental es que el primer ataque es imposible, ya que el enemigo siempre tendrá medios suficientes para lanzar un ataque de represalia con bajas inaceptables para el atacante.
LEÉR MÁS  Maduro prohibió a principales partidos opositores competir en las presidenciales 2018

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here