En medicina deportiva, sus efectos están más que comprobados científicamente

El flamante delantero del equipo francés PSG, Neymar Jr., se recupera de una molestias físicas con una tecnología de vanguardia: la crioterapia. La técnica de recuperación usa el frío extremo para la regeneración muscular y desinflamación de los tejidos corporales.

La aplicación del frío en deportistas es un recurso clásico, pero sus nuevos métodos de aplicación fueron perfeccionados en los últimos años.

Entre los fines terapéuticos de la crioterapia se encuentran la disminución de la temperatura corporal y la inflamación, así como sus posibles efectos beneficiosos sobre la circulación, porque al tratarse de un vasoconstrictor, favorece la reducción del dolor y colabora en la aceleración del proceso de recuperación en caso de lesión.

En medicina deportiva, sus efectos están más que comprobados científicamente. Funciona como analgésico y anestésico, y es un potente antiinflamatorio. Es de gran utilidad en casos de esguinces, inflamaciones y contusiones.

Según el portal Conbienestar, ante una lesión doméstica, hay quienes recomiendan el método RICE (Rest, Ice, Compression and Elevation), es decir, reposo con hielo, con presión y en elevación.

Avalado por el British Journal of Sports Medicine, este método consiste en colocar sobre la piel alguna protección, como un paño o una venda húmeda y aplicar encima una bolsa de hielo durante 10 minutos, descansar otros 10, aplicar otros 10 minutos, y 2 horas después volver a repetir este procedimiento, así durante las primeras 72 horas.

Todos estos procedimientos deben ser prescriptos, aprobados y controlados por un profesional debido a las posibles quemaduras por frío que se pueden producir, entre otras complicaciones.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here