Uno de los mayores problemas al tratar un cáncer es la pobre penetración de los fármacos en el interior del tumor, disminuyendo así la eficacia de la quimioterapia. Un motivo de esta resistencia es una sustancia parecida a un gel, el ácido hialurónico, que se extiende alrededor de las células malignas.

Un ingenioso método para eliminar ese obstáculo fue desarrollado por investigadores de la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA), quienes con la ayuda de una especie de “pacman” molecular lograron abrirle paso a la medicación antitumoral y eliminar un cáncer de piel en ratones.

Aunque faltan muchos años para que este enfoque terapéutico esté disponible en humanos, “también podría ser útil para cánceres gastrointestinales y de páncreas”, se esperanza uno de los autores del trabajo, el bioingeniero Pablo Scodeller.

LEÉR MÁS  Varicocele: una enfermedad masculina más común de lo que se piensa

Los científicos diseñaron y fabricaron nanopartículas o esferas de 250 nanómetros (100 veces más pequeñas que una célula) de un material parecido al vidrio, y en su superficie colocaron una enzima llamada hialuronidasa.

“Este elemento biológico degrada, como si fuera un pacman, la materia intercelular resistente de los tumores y favorece la penetración de drogas oncolíticas”, indicó a la Agencia CyTA el doctor Galo Soler Illia, investigador del CONICET en el grupo de Química de Nanomateriales de la CNEA.

LEÉR MÁS  Ansiedad por comer: por qué la tenemos y cómo evitarla

Los autores del estudio, publicado en la revista científica “Nanoscale”, eliminaron por completo el tipo de cáncer de piel más agresivo en humanos (melanoma) inoculado en ratones sin dañar tejido sano. “En cambio, con el tratamiento convencional, basado en quimioterapia, sólo se disminuyó la velocidad de crecimiento del tumor”, destacó Scodeller.

El trabajo representa uno de los primeros realizado íntegramente en la Argentina en los que la nanotecnología, la disciplina que manipula la materia a escala de la mil millonésima parte de un metro, se aplica al tratamiento de cáncer con resultados in vivo en ratones. “Con la nanotecnología buscamos crear metodologías novedosas que se dirijan en forma selectiva a las células tumorales, y que al mismo tiempo logren reducir las dosis de los fármacos”, puntualizó el doctor Alejandro Wolosiuk, investigador del CONICET en el grupo de Química de Nanomateriales de la CNEA.

LEÉR MÁS  Varicocele: una enfermedad masculina más común de lo que se piensa

Scodeller precisó que el sistema también podría ser útil para canceres gastrointestinales y de páncreas ya que muchos de ellos contienen ácido hialurónico. “Pero podrían pasar de 10 a 15 años para que el tratamiento esté disponible en pacientes”, aclaró.

En el estudio también participaron Paolo Catalano, Noelia Salguero y Hebe Durán, investigadora del CONICET en el Departamento de Micro y Nanotecnología de la CNEA.

Fuente: argentina.ar

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here