Las cápsulas están hechas a base de tres ingredientes naturales: manteca de cacao orgánico, dióxido de carbono extraído del aceite de cannabis y CBD Isolate (cannabidiol, uno de los principales componentes de la planta).

En la web Racked, los médicos celebran el lanzamiento de este nuevo invento: “Nos encontramos con una gran cantidad de pacientes que sufren dismenorrea. Esta es una modalidad fantástica para ayudar a los pacientes”, explica el ginecólogo Morton Barke, que tiene más de 50 años de experiencia.

Estos supositorios se pueden usar con tampones, son respetuosos con el ph vaginal y tardan entre 15 y 30 minutos en hacer efecto. Un pack de cuatro supositorios cuesta 44 dólares y, por ahora, sólo está disponible para quienes vivan en California. Además, quienes quieran comprar deben tener una receta para el acceso a la marihuana medicinal.

La empresa Foria ya saltó hace unos meses a los titulares de medio mundo gracias a su aceite a base de coco y cannabis para prolongar el orgasmo femenino hasta 15 minutos.

Fuente: SModa.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here